Avance legislativo

Uruguay: El Ministerio de Economía prevé la operación de “tres o cuatro plataformas” de juego online

12-08-2022
Tiempo de lectura 5:42 min

El Ministerio de Economía y Finanzas del Uruguay (MEF) busca que el Senado vote una ley que permita la explotación del juego online a nivel nacional, antes de que llegue a la cámara el proyecto de Rendición de Cuentas.

El mercado actual en el país cuenta, por un lado, con salas de casinos administradas por el Estado, y dos casinos operados por privados. Además, se operan juegos de lotería que hace casi 100 años explotan La Banca-Juegos Oficiales, y las bancas de quiniela de los distintos departamentos.

La Banca también vende el juego Supermatch, un tipo de apuesta deportiva vía web permitida por una ley del 2002, y en paralelo se estima que son miles las tragamonedas que operan irregularmente en bares o clubes barriales.

Para el director general de Casinos, Gustavo Anselmi, la oferta de juegos de azar “está realmente muy acotada en actores: son muy pocos los que participan de esta actividad”.

Lo que nosotros solicitamos a través de este proyecto de ley es un nuevo canal, una nueva herramienta para los casinos que ya están instalados, que ya han hecho las inversiones necesarias y dan muchísimos puestos de trabajo. Ellos necesitan un nuevo canal para explotar lo que hoy son los juegos online por Internet”, agregó el funcionario.

Anselmi adelantó a fines del mes pasado, en la Comisión de Hacienda del Senado, que no esperan que “por tres o cuatro plataformas más que existan en el futuro, se vaya a desmadrar el marco actual para el sector”, una preocupación planteada pocos días antes por representantes de La Banca a los legisladores.

“De esta forma -añadió-, quedarían perfectamente compensados los casinos con su capítulo online, y los juegos de distribución de loterías, con sus apuestas deportivas online. Creo que con esto no estamos pisando ni atacando nada de lo establecido”, subrayó Anselmi.

El plan pensado a partir de los cambios previstos con el proyecto a estudio de la Comisión de Hacienda, estipula que habrá “tres o cuatro plataformas: una o dos tendrá la Dirección General de Casinos -sistema mixto y sistema tradicional-, una tendrá cada operador privado, y ahí se termina... no hay más opciones hasta este momento para que se puedan explotar casinos online. Y este sistema online va a revitalizar a las empresas que hoy tienen los casinos, como sucedió con las apuestas deportivas, que revitalizaron la banca de quinielas, y también reconvierte a los funcionarios, que hoy con la tecnología se están quedando sin funciones, no solo en los casinos”, explicó el funcionario.

En declaraciones a la prensa, Anselmi consideró sin embargo que “los juegos de casino online no son un mega negocio”. Como ejemplo, citó el plan de negocios de Santa Fe, que tiene 3.100.000 habitantes, y hace poco menos de un año que está trabajando en este tema. La proyección para el primer año es tener 2.500 clientes; para el segundo, 5.000, y luego, 7.500. No sabemos qué va a pasar en 10 años, esto está claro por los avances tecnológicos”.

El proyecto en cuestión fue presentado el año pasado por el MEF. En la comparecencia de sus autoridades ante la Comisión de Hacienda del 28 de julio, el subsecretario Alejandro Irastorza llevó a los legisladores una propuesta de modificaciones al texto, por un lado, clarificando que “el casino presencial tendría un proyecto de inversión asociado a un hotel, o a lo que fuera, pero recién a partir de ahí surgiría la posibilidad de obtener la licencia online. Dado que todo lo que tiene que ver con las tecnologías es muy cambiante, se busca que no quede muy rígido, atado a una ley, y que una posterior reglamentación en forma contundente deje varios de estos temas aclarados, tanto lo relacionado con las plataformas, con la seguridad, como también todo el tema de la ludopatía y otros que preocupan”, señaló Irastorza.

El senador Alejandro Sánchez planteó por su parte, que a “quien invirtió en un hotel o en lo que sea, y obtuvo la explotación de un casino físico y se le daría la posibilidad de uno online, se le exija alguna otra inversión”.

Y el senador Mario Bergara indicó que si se concede esta modalidad de juego, también debe exigírseles a las empresas privadas, una contrapartida de canon a cobrar por el Estado.

Para su par, Jorge Gandini, exigir una nueva inversión como condición “lleva a analizar la viabilidad de varias de estas empresas. Creo que el juego online para muchas de ellas, es la alternativa de viabilidad. Varias de estas empresas que explotan hoy casinos físicos hicieron una inversión que no están amortizando, y tienen dificultades de operación, sobre todo algunas del interior. Agregar como condición nuevas inversiones puede ser un problema, pero este es otro tema; no está en el proyecto y habría que analizar propuestas concretas. Lo que yo advierto es que en la actualidad, los casinos mixtos no son un negocio muy floreciente, quizás mejoren su rentabilidad con los juegos online”, argumentó el senador.en

Anselmi dijo que no se pretende requerir a los privados que ya explotan casinos otra inversión, entendiendo de que el online “no es un nuevo negocio”, sino solo otra modalidad. “No corresponde redoblar la apuesta ni pedirle otras nuevas inversiones”, insistió.

Irastorza aclaró que, a partir de la habilitación de la explotación de los juegos online, habrá inversiones en todo lo que tiene que ver con tecnología y servicios periféricos, que claramente son inversiones importantes. De ahí va a surgir algún nuevo análisis, que va a determinar el canon, y sería diferencial respecto del actual cobrado por ejemplo a Enjoy, como un porcentaje de la venta de su casino físico.

En línea con lo señalado por Gandini, el subsecretario dijo que el MEF “toma nota del planteo relativo a las inversiones”, pero acotó: “Hoy en día, hay un llamado en Rocha para la explotación de un hotel con casino, y también está en proceso el hotel de Carmelo, que viene más lento, por lo que no sé si sería conveniente cambiar las reglas ahora, con un llamado en el medio”.

Para el caso del emprendimiento que planea el Grupo Cipriani en el ex hotel San Rafael de Punta del Este, con una inversión total de USD 220 millones, Irastorza informó que se hará un monitoreo del avance de obra. Un asesor ministerial complementó que cada un trimestre o cuatrimestre, la empresa deberá acreditar que está llegando a la inversión; “recién ahí le voy a dar el juego presencial, y a posteriori, se agrega el online.

Bergara intervino luego para fijar su postura. “Tenemos el posicionamiento de trabajar y atender en concreto este proyecto de ley, que obviamente tiene una motivación puntual, circunstancial. Como tenemos una lógica de responsabilidad institucional, sabemos que es un tema que tiene sus tiempos y que, quizá, de él dependan inversiones que, si son bien administradas, van a ser beneficiosas. De todas maneras, también tenemos que dejar constancia de que entendemos que esto se inserta en una institucionalidad que tiene debilidades enormes en cuanto a la definición de normas, la regulación y la operación de las actividades de los juegos de azar en general”, cuestionó.

La semana pasada, Bergara y otros senadores del Frente Amplio presentaron un proyecto de ley de reorganización institucional en relación con los juegos de azar. “Es verdad que nunca sabemos de quién depende la Dirección General de Casinos. Es un tema que lo hemos analizado, pero va a requerir un estudio mucho más profundo”, reconoció Irastorza, en referencia al cuestionamiento hecho por Bergara.

También dijo que al MEF “le preocupa mucho el tema de los slots clandestinos. Obviamente, esto afecta transversalmente; hay personas que están a favor y otras, en contra. Hay que legalizarlos. No hay penas en la actualidad; entran por un lado, y salen por otro. Alegan que tienen una empresa y que pagan impuestos. Estamos trabajando en el tema; eso podrá ser parte de otro proyecto de ley y eventualmente estos se podrían incorporar en una nueva estructura. Como dije, también estamos analizando ese tema porque cuando se dio el cierre de los casinos tanto el juego online como las máquinas clandestinas que funcionaban sin problema, explotaron y todo el mundo lo vio. Por eso queremos regularizar ese aspecto”, sostuvo el subsecretario.

El jueves 4 de agosto, una delegación de la cámara de fabricantes nacionales y propietarios de las máquinas tragamonedas dijeron sentirse “excluidos con el proyecto sobre casinos online, y que solo beneficia a las empresas extranjeras”.

Sobre las plataformas para canalizar las apuestas, la organización se expresó a favor de que el Estado tenga una “con la que pueda controlar a todas las demás; o sea que no se le dé el monopolio a una sola empresa”.

Deje un comentario:
Suscríbase a nuestro newsletter
Ingrese su email para recibir las últimas novedades
EVENTOS