Entrevista exclusiva a Guillermo Gabella, director de Asuntos Públicos del Grupo Boldt

Boldt: "En Santa Fe se evitó una crisis que podía ser bastante más grande"

"Hay un prejuicio equivocado de que el sector del juego aguanta cualquier cosa", opinó Guillermo Gabella.
15-06-2018
Tiempo de lectura 10:38 min
A un mes de que el municipio de Santa Fe resolviera reducir el impuesto del Drei, Guillermo Gabella afirmó a Yogonet que la tasa sigue siendo muy alta, y cuestionó que la política introduzca más tributos pese a las inversiones de Boldt en el puerto santafesino. "Con la presión impositiva, el Estado permite que crezca el juego clandestino", definió. Además, señaló que por la coyuntura económica, la actividad está en un momento de amesetamiento, y en algunos lugares de baja frente al año pasado.

El Grupo Boldt opera las siete salas que se encuentran en proceso de licitación en la provincia de Buenos Aires, cuyas ofertas se conocerán el 28 de junio, y la firma argentina también se asoció con el operador español Peralada, dueña del Casino de Barcelona, junto a la cual ganaron la compulsa por los casinos de Santa Fe y Melincué.

La sociedad incursionó en las salas de Rivera y Salto en Uruguay, y en Chile obtuvo la licencia para el casino Ovalle Casino & Resort. Además, Boldt cuenta con una operación de casinos propia en Saltos de Guayrá, Paraguay.

Hoy el grupo tiene una presencia regional”, definió el director de Asuntos Públicos del Grupo Boldt, Guillermo Gabella, en una entrevista exclusiva con Yogonet. El empresario, con 23 años de trayectoria en la compañía, explicó que en todas esas operaciones, Boldt también provee el sistema de control de las máquinas, denominado CAS.

En el negocio de la compañía, la gráfica derivó hacia el juego en distintos subrubros: el sistema de procesamiento y captación de apuestas, que hoy lo opera la compañía Boldt Gaming —ahora por un cambio nominal se llamará B Gaming—; los sistemas de juego, la provisión de slots y casinos en Santa Fe, manejados por Boldt SA; y además es una integradora tecnológica.

¿Cómo analizaría la situación y contrastes normativos e impositivos en Argentina?

Además de nuestras principales operaciones en Buenos Aires y Santa Fe, tenemos presencia en Córdoba, Entre Ríos, Formosa, Misiones, donde somos proveedores de sistemas de procesamiento integrales de loterías. En cada provincia hay un régimen distinto, en algunas coincidentes y otras no, pero sí hay un factor común que ha perjudicado al sector de juego, y posiblemente haya beneficiado al juego clandestino: existe una gran presión tributaria.Pese a que hoy la actividad es la más controlada que tiene la economía de las principales provincias, contribuye con cánones en cada jurisdicción, más impuestos municipales, provinciales y nacionales que en todos los casos han tendido a crecer. Posiblemente fruto de ese prejuicio de que el sector aguanta cualquier cosa, y es equivocado. A la larga ha pasado que en algunas operaciones donde podía haber oferta más atractiva de juego controlado por el Estado, deja de haberla porque la presión tributaria es tan grande que se desalienta la inversión.

A nivel nacional hubo aumentos recientes en el impuesto a las ganancias, del 35% al 41,5%, y otro sobre las apuestas, del 0,75% al 0,95%. En el primer caso se judicializó la suba, que consideraban confiscatoria. ¿Cómo evalúa estas posturas y en qué medida afecta su negocio?

La suba de alícuota de ganancias, en algunas situaciones, es confiscatoria. Para acreditar  la confiscatoriedad es necesario ver cada caso puntual y demostrarlo, pero en algún momento esa presión va a hacer que el negocio deje de ser rentable, y es decisión de cada uno cómo abordarlo. En nuestro caso no hicimos acciones judiciales, aunque sí otros colegas. Respecto a la apuesta, la confiscatoriedad es más difícil de aducir, porque el sujeto gravado es el que realiza la apuesta. La implementación termina siendo tan complicada, que en muchos casos lo termina absorbiendo el operador, con el consecuente perjuicio en el sector. Hay que entender que ese tipo de impuestos, que siempre nacen en algún ámbito donde alguien imagina sin conocer el sector, termina traduciéndose en desaliento al juego oficial, y deriva así en más juego clandestino.Pese a que en varias jurisdicciones, como en el caso de Buenos Aires, Santa Fe o incluso Entre Ríos, hay una vocación de perseguir el juego ilegal y hoy además es un delito, hay muchas salas clandestinas en el país, y su presencia se ve alentada por esta presión tributaria. El Estado termina permitiendo que crezca el juego clandestino, donde no importa si sube la carga porque no tributan.

          La suba impositiva en sus tres niveles posiblemente sea fruto del prejuicio equivocado de que el sector aguanta cualquier cosa

En el marco de subida de dólar e inflación, caída de consumo y acciones, ¿la coyuntura económica está afectando su negocio del juego? ¿Qué estrategias adoptan en ese sentido?

La recaudación de la actividad está en un momento de amesetamiento, en algunos lugares de baja, con respecto al año pasado. Hay realidades distintas según el lugar que se analice, porque no es lo mismo Melincué, una sala chica en una cuenca sojera, que el Casino Central de Mar del Plata, una ciudad con muchas dificultades económicas en este momento. Como siempre la estrategia es tratar de que nuestros productos tengan mucha certeza en cuanto a la calidad, la transparencia, el control, la inversión en tecnología que permita acompañar eso, y trabajar sobre los costos, que siempre se ven afectados.

          Más allá de que lo persiga, el Estado termina permitiendo que crezca el juego clandestino con la presión tributaria

En Santa Fe se resolvió que el Derecho de Registro e Inspección (Drei) para bingos y casinos se reduciría del 9% al 7%, bajo ciertas condiciones. ¿Qué balance haría sobre el desenlace del conflicto?

A veces los sectores de la política actúan sin comprender la actividad. En Santa Fe fue una locura, se hizo una inversión a 25 años de contrato de más de 70 millones de dólares y tuvimos alteraciones tributarias municipales, provinciales y nacionales a razón de dos en cada área desde que operamos allí. Ninguna actividad aguanta que se alteren las reglas tributarias tantas veces en tan poco tiempo. Afortunadamente, si bien la consecuencia es que hubo un aumento final en el Drei, no fue tan significativo porque también los actores sociales advirtieron que con esas tasas era imposible hacer nuevas inversiones, y la empresa iba a tener un ajuste grande de personal. Además se encontró una solución para seguir evaluando alternativas. Sigue siendo un impuesto muy alto, el mayor Drei de las tres operaciones santafesinas. Pero confío en que el hecho de que sectores sindicales, gremiales, empresarios y políticos hayan trabajado en una mesa conjunta haga ver a todos que a veces cuando se ejerce más presión, el Estado termina recaudando menos, y también crece el juego clandestino.Eso se explicó a todos los actores, a mí me gustó la forma en que planteamos la discusión de cara a la sociedad, y esa posición fue entendida en algún sector, otros siguen teniendo los prejuicios de siempre. A la larga cuando se ejerce mucha presión tributaria a cualquier industria, termina pasando que el inversor pierde rentabilidad y deja de invertir. Y Santa Fe es un ejemplo: recibió muchas inversiones que seguramente fueron muy beneficiosas, tanto en ingresos directos para el Estado como en impuestos fiscales en todos sus niveles, e inversiones turísticas. Hubo un antes y después en la ciudad de Santa Fe con el desarrollo del puerto, con la inversión que lideró nuestro grupo. Constituyó un shopping, un hotel 5 estrellas, un centro de convenciones, la familia propietaria de Boldt tiene inversiones edilicias e inmobiliarias que mejoraron muchísimo el entorno, y uno no entiende que frente a eso, la política introduzca más impuestos cuando la contribución es muy alta.

La reducción de la alícuota al 7% quedó supeditada a que haya más de 650 empleados y un mínimo de 400 millones de dólares de inversión, ¿es el caso de ustedes?

La idea es esa, y otras condiciones operativas que están en estudio. Se creó una comisión que va a seguir el tema porque se quiso evitar que sea un escritorio de gente que no tiene idea de lo que pasa en la operación real. Se dieron cuenta cuando la gente que se queda sin trabajo a partir de estas medidas insensatas fue a protestar. Así que celebro que se haya creado ese ámbito de discusión seria para que todos trabajemos en conjunto, sindicatos, empresas y Estado, y se trate de demostrar que a veces detrás de un prejuicio contra la actividad hay fantasías que no tienen que ver con la realidad.

          Hubo un antes y un después en la ciudad de Santa Fe con el desarrollo del puerto, con la inversión que lideró nuestro grupo

¿Se puede descartar una profundización en el recorte de plantilla?

Cuando hay impacto de menos ingresos, o mayores impuestos, hay que tratar de restablecerlo. La reacción natural a veces es bajar gastos, y se perjudica el recurso humano porque hay que ajustar. Con este esquema que se acordó se evitó una crisis que podía ser bastante más grande, pero por supuesto que sigue siendo una contribución tributaria enorme. El interés de las partes es que en un contexto de situación que genera incertidumbres, se evite sumar elementos que compliquen más la operación.

La resolución también impuso restricciones en horarios y la ubicación de los cajeros automáticos, entre otras condiciones, similares a las del proyecto de ley que se presentó el mes pasado en el Congreso Nacional para prevenir la ludopatía. ¿Cómo evalúa estas medidas y su impacto?

En el caso de la ludopatía es una adicción que existe y hay que trabajar fuerte para prevenir, muy menor en el porcentaje de incidencia del público, aunque con mucho daño visual en el entorno familiar. Quien tiene esa adicción no la va a evitar porque haya un cajero a 200 o 500 metros, porque tiene un problema que no tiene que ver con la realidad de la operación. Por otra parte, que haya un cajero significa que la gente no tenga que llevar dinero encima, con la situación complicada de inseguridad en la actualidad, y los cajeros tienen límite de extracción. No tengo claro que la medida ayude demasiado, pero si contribuye estamos dispuestos a evaluarla como muchas empresas del sector. Respecto al horario ya tengo una posición un poco más crítica. Aquel que no pueda jugar en un horario oficial, que esté transparentado, controlado y operando conforme a las normas, irá a una sala donde no importa la hora y se tomen apuestas clandestinas. Pero siempre detrás de los fundamentos bien intencionados de muchos, hay algunos pocos que seguramente no tengan esa buena intención y estén contribuyendo a que haya jugadores clandestinos y ámbitos ilegales de apuestas. Como siempre, uno trata de encontrar puntos de equilibrio. Nuestra empresa siempre se manejó de cara a la sociedad, así que eso también lo estamos atendiendo, y veremos cómo evoluciona.

          Quien sufre la adicción al juego no la va a evitar porque haya un cajero a 200 o 500 metros

¿Qué políticas concretas destinan al juego responsable en sus operaciones?

Boldt estuvo a la vanguardia de la promoción del juego responsable. Contamos con un manual de capacitación para el personal en esa materia y hacemos capacitaciones permanentes en todas nuestras salas. De hecho, el primer manual que tuvo la industria en el sector sobre juego responsable para empleados de salas se hizo en ALAJA (Asociación Latinoamericana de Juegos de Azar) cuando yo era presidente en representación de Boldt, así que tenemos una política muy consistente con eso y estamos muy atentos. Además, en todas las salas donde operamos tenemos sistemas de autoexclusión con registro, y también regímenes de asistencia a aquellos que tengan inconvenientes con el juego.

En Chile, el casino Ovalle Casino & Resort es uno de los casinos que generan menos ingresos brutos del juego, y la gerencia local proyectó un crecimiento del 35% para este año. ¿Qué estrategias y expectativas manejan frente a esa operación de la sociedad Boldt-Peralada?

Puedo decir que todas las operaciones requieren una maduración. Ovalle fue una inversión fabulosa que hizo el grupo en Chile, donde hay elementos y condiciones para que la actividad realmente crezca. Nosotros estamos muy orgullosos de lo que hemos realizado y de la calidad del proyecto que hemos tenido, y esperamos que pronto lleguemos a un nivel de maduración de la actividad para que los apostadores valoren el lugar, que está teniendo una cantidad de visitas muy creciente en forma permanente, con lo cual somos optimistas de que los números van a acompañarnos en el futuro. Tenemos perspectivas de crecimiento, y de alguna manera la realidad está demostrando que es posible que lo hagamos.

¿Cómo describiría la situación del juego online y su expansión fuera de marcos regulatorios?

El juego online, en la medida en que no esté regulado, también es ilegal. Ahí hay una dificultad, que es la fantasía de que porque no se haga nada la gente va a dejar de jugar por Internet. Hoy ya es una realidad, y nosotros creemos que en algún momento hay que tratar de regularlo porque igual va a existir. Hoy la cantidad de apuestas que se puede hacer a nivel internacional desde cualquier hogar de la Argentina es enorme. Que el país no tenga una política respecto a eso, y esté resignando recursos del Estado que van a otras jurisdicciones o inclusive a ninguna, me parece un error. Pero también reconozco que hay dificultades con el marco normativo que tiene Argentina, donde cada jurisdicción tiene un esquema distinto, y eso requiere un acuerdo de las provincias con el Estado nacional para que haya un juego consistente por Internet.

Mientras en el Senado se analiza una nueva Ley de Turf, desde el sindicato APHARA de trabajadores de la hípica se mencionó la posibilidad de incluir máquinas tragamonedas en los hipódromos bonaerenses. ¿Boldt podría beneficiarse si se concretara esa alternativa?

No tenemos conocimiento de ese proyecto. Como empresa proveedora de tecnología y sistemas de control, cualquier formato de apuestas que se vaya a desarrollar a futuro, lo miraremos y lo estudiaremos. Hoy en el caso del turf, como en otras actividades, es muy importante trabajar en el juego clandestino, que todavía hay mucho. Y en la medida en que eso suceda, seguramente las actividades van a mejorar en todos lados. Lo que puedo confirmar es que el turf genera muchas fuentes de trabajo, mucho empleo, y es una actividad muy asociada a la argentinidad histórica. En lo personal tengo mucha simpatía por toda esa actividad. Pero el grupo Boldt no participa en esa área del negocio lúdico.

          Que el país no tenga una política respecto al juego online me parece un error

¿Pueden anticipar futuros proyectos o ingresos a nuevos mercados en el mediano o largo plazo? ¿Se fijaron metas de crecimiento en cifras?

Obviamente estamos atentos a la licitación que vendrá ahora en la provincia de Buenos Aires, donde esperamos tener un protagonismo como oferente, pero habrá una competencia con otras compañías. Hemos entrado a negocios nuevos, como el de la conectividad por Internet y servicios de Internet por satélite, seguimos trabajando en sistemas de integración tecnológica y procesamiento de datos en otros rubros, con lo cual el grupo sigue teniendo expectativas de desarrollo y sus inversiones las realiza básicamente en la Argentina desde hace más de 90 años. Por lo tanto, al margen de las coyunturas económicas que puedan parecer más o menos favorables, estratégicamente nuestro compromiso con el país es grande y con la provincia también. Argentina sigue siendo en términos de ingreso el que más peso tiene, pero las inversiones que hemos hecho en Chile y Uruguay son muy significativas. En cuanto a las expectativas, no quiero aventurar números, sí es claro que la inversión en la provincia de Buenos Aires para aquél que gane alguna de las canastas o haga ofertas es millonaria en dólares. Y además el grupo está invirtiendo en otros negocios en el país, porque está en la filosofía de la familia propietaria hacerlo, así que no pretendemos ser espectadores de la inversión sino protagonistas.

Juan Ignacio Grille
por Juan Ignacio Grille
Deje un comentario:
Suscríbase a nuestro newsletter
Ingrese su email para recibir las últimas novedades
EVENTOS