Edición Latinoamérica
23 de Enero de 2021

Decidió no pagar los más de U$S 53 millones en concepto de intereses de deuda

Los casinos de Donald Trump, al borde de la quiebra por la crisis

(Estados Unidos).- Trump Entertainment Resorts, el operador de casinos de Atlantic City, decidió no pagar los más de U$S 53,1 millones de intereses de su deuda que vence en 2015 y que debió pagar el pasado lunes, por la fuerte competencia que ha provocado un descenso de sus beneficios.

L

a compañía, que busca mantener suficiente liquidez, tiene en circulación unos U$S 1.250 millones en deuda, y de esta manera el magnate Donald Trump podría volver a ver quebrar sus casinos.

La semana pasada, desde la compañía se anunció que tenían un periodo de gracia de 30 días para pagar y que, mientras tanto, iba a negociar con sus prestamistas para renovar su estructura de capital y mejorar su liquidez. Para ello, un panel de asesores independientes supervisará las conversaciones.

Si la compañía no afronta los pagos tras estos 30 días, los tenedores de un cuarto de los bonos y los bancos con los que tiene un préstamo de U$S 490 millones podrán acelerar el periodo de vencimiento de estas obligaciones.

Donald Trump es el presidente no ejecutivo de la compañía y el máximo accionista de Trump Entertainment, que opera tres casinos de Atlantic City. Se trata de The Trump Taj Mahal, el Trump Plaza y el Trump Marina. Éste último está en proceso de venta a Coastal Development por U$S 270 millones en un acuerdo que ha sido pospuesto y al que se le ha rebajado el precio.

Trump Entertainment "está separado y es distinto de las inversiones y otros holdings del señor Trump", explicó la compañía. Después de que los casinos de Trump se fueran dos veces a la bancarrota, el magnate ya no puede tener un papel ejecutivo en los mismos, según el último acuerdo con sus acreedores cuando se acogió al capítulo 11 de la Ley de Bancarrotas.

Y la historia se podría repetir otra vez, porque Fitch ha avisado que después de gastarse los U$S 25 millones de su última línea de crédito, la compañía va a tener "nada o muy poco acceso a fondos externos". Además, la agencia dijo que "dada la pesada carga de la deuda de Trump y la esperada presión operativa en Atlantic City en los próximos 12 meses, es crucial para Trump cerrar la venta de Trump Marina para evitar la reestructuración, si no hay otra transacción".

Hace aproximadamente un mes, Trump Entertainment anunció que tuvo unas pérdidas de 139,1 millones de dólares en el tercer trimestre, frente a un beneficio de 6,6 millones de dólares. Los ingresos, por su parte, cayeron un 8,4%, hasta 198,3 millones de dólares. La compañía citó a la caída del consumo privado, la competencia de Filadelfia y la prohibición de fumar como los principales factores.

En tanto, el Deutsche Bank, el principal acreedor en la Trump International Hotel & Tower, ha demandado a Donald Trump, intentando obtener los U$S 40 millones que puso de garantía personal el empresario para ayudar a financiar el rascacielos de 92 plantas.

El banco presentó su demanda el pasado viernes en Nueva York, acusando a Trump de impago de U$S 334,2 millones a Deutsche y el sindicato bancario del préstamo. El magnate ya había demandado previamente a estos acreedores por negarle la extensión del vencimiento de un préstamo de 640 millones de dólares.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook