Edición Latinoamérica
12 de Abril de 2021

"No se ha detectado ningún foco de contagio en ninguna de las salas", destacaron.

Trabajadores del juego de Cataluña advierten al gobierno que están en peligro 8 mil puestos de trabajo

Trabajadores del juego de Cataluña advierten al gobierno que están en peligro 8 mil puestos de trabajo
Desde el Col·lectiu Català de Treballadors del Joc reconocen que la situación que viven es desesperante.
España | 03/03/2021

Tras la decisión de la Generalitat de Cataluña de reabrir centros comerciales de más de cuatro mil metros cuadrados y dejar afuera de la decisión a la industria de los juegos de azar, desde el Colectivo Catalán de Trabajadores del Juego (CCTJ) se manifestaron ante la sede del Departamento de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias local para exigir la reapertura inmediata.

C

ientos de miembros del Colectivo Catalán de Trabajadores del Juego (CCTJ) se manifestaron frente a la sede del Departamento de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias de la Generalitat de Cataluña, para reclamar "la reapertura inmediata de los establecimientos".

Desde el gobierno local, hace una semana flexibilizaron las medidas restrictivas por el COVID-19 en centros comerciales de más de cuatro mil metros cuadrados, y dejaron afuera de la decisión a los salones de juegos de azar, lo que se consideró una medida discriminatoria y que carece de argumentos para realizarse.

El portavoz de CCTJ, Víctor Duce, denunció "que el Gobierno de la Generalitat da la espalda a un colectivo que lleva más de cuatro meses sin poder trabajar", en un rubro en el cual "no se ha detectado ningún foco de contagio en ninguna de las salas".

La situación del rubro local es complicada. A diferencia de otros lugares de España, en la región llevan sin trabajar desde el 16 de octubre del año pasado. Inclusive, Cataluña encabeza los contagios en el país de los últimos días, y es el único lugar que mantiene el cierre total de los establecimientos de juego.

"Esta es una decisión que pone en peligro y al límite el trabajo de 8 mil personas. Además de los cierres del primer estado de alarma, ahora llevamos más de cuatro meses sin trabajar y nadie nos ha dicho si lo volveremos a hacer”, explicó Duce, quien además exigió "que se detenga la discriminación contra el sector".

"Se ha demostrado que las salas de juego son espacios seguros, libres de COVID-19 dado que, al margen de las acciones previstas en los protocolos sanitarios de cada compañía, hay un control estricto de acceso y aforo que hace un trabajador responsable de este control en cada una de las salas y que facilita la posibilidad de rastreo de los clientes si fuera necesario", detalló el delegado. "Es inexplicable, desde un punto de vista sanitario, que nos mantengan cerrados No tiene ningún sentido que nos ahoguen de esta manera", añadió.

"Son espacios en los que no hay una gran concentración de personas y donde se garantizan las distancias de seguridad, la ventilación y renovación del aire de los locales, la toma de temperatura, el uso de mascarilla y la desinfección de las máquinas y mesas después de cada uso", destacó Duce.

Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.