Aumentó un 137 % en julio, respecto del mes anterior

Las apuestas deportivas en Indiana superaron los US$ 1.000 millones en diez meses

Los ingresos brutos del juego del mes de julio en Horseshoe Hammond llegaron a US$ 30,5 millones. Esto lo coloca, nuevamente, a la cabeza de los 13 casinos regulados, y estuvo a tan solo US$ 2 millones de lo recaudado durante un mes.
12-08-2020
Estados Unidos
Tiempo de lectura 4:03 min
La cantidad total de apuestas realizadas en julio llegó a US$ 70,9 millones y se convirtió en la mejor marca de Indiana desde marzo. El mercado en línea representó el 91,1%. A pesar de las restricciones por el COVID-19, los ingresos brutos del juego del mes pasado, provenientes de casinos de todo el estado, se ubicaron en US$ 175,8 millones, tan solo US$ 10,1 millones por debajo de los ingresos brutos de casino de Indiana de julio de 2019.

La cantidad total de apuestas deportivas realizadas en Indiana superó los US$ 1.000 millones en julio. Cabe recordar que las apuestas en muchos eventos deportivos universitarios y profesionales se legalizaron el pasado mes de septiembre.

Según los datos publicados el lunes por la Comisión del Juego de Indiana, luego del cierre de tres meses debido a la pandemia de coronavirus, los casinos de Indiana también registraron un ingreso bruto casi idéntico al de julio de 2019, a pesar de las restricciones impuestas por el COVID-19 que limitan la cantidad de máquinas tragamonedas disponibles y los asientos de los juegos de mesa. Incluso con solo ocho días de deportes importantes, los jugadores apostaron $70,9 millones en julio, lo que representa un aumento de 137,9% respecto de los US$ 29,8 millones recibidos por las casas de apuestas en junio. La cantidad total de apuestas realizadas en julio empujó a la cantidad total de apuestas deportivas de Indiana por encima de los mil millones en tan solo diez meses.

La cantidad total de apuestas realizadas en julio fue la mejor marca de Indiana desde que informó US$ 74,8 millones en marzo. Las apuestas de julio generaron US$ 6,7 millones en concepto de ingresos brutos ajustados —un aumento de 127,9% respecto de los US$ 2,9 millones de mayo— y generaron una recaudación impositiva para el estado de US$ 632.554.

"Estamos felices con los resultados de julio", afirmó Dan Nita, gerente general de Horseshoe Casino, en Hammond, y presidente regional de la compañía matriz, Caesars Entertainment, según The Times of Northwest Indiana. "Trabajamos mucho para brindarles una excelente opción de entretenimiento a nuestros visitantes y, durante las últimas semanas, seguimos buscando maneras de enriquecer la experiencia".

Desde la reapertura el 15 de junio, los clientes de casinos de Indiana han debido someterse a controles de temperatura y otros chequeos de COVID-19 al ingresar, ha habido requisitos de uso de máscara facial una vez adentro, límites estrictos a la capacidad, incluso filas de tragamonedas con aproximadamente una máquina apagada cada dos, y no más de tres o cuatro jugadores en la mayoría de los juegos de mesa.

Sin embargo, los ingresos brutos del juego del mes pasado, provenientes de casinos de todo el estado, se ubicaron en US$ 175,8 millones, tan solo US$ 10,1 millones por debajo de los ingresos brutos de casinos de Indiana de julio de 2019, cuando ninguna de las restricciones por coronavirus existía, de acuerdo con la Comisión del Juego.

Luego de generar el 98% de las apuestas de junio, el mercado en línea representó el 91,1%, o US$ 64,5 millones, de la cantidad total de apuestas realizadas en julio. DraftKings/Ameristar Casino lideró el mercado en línea una vez más con US$ 32,9 millones en apuestas, lo que representó un aumento respecto de los US$ 18,2 millones de junio. Eso produjo US$ 2,2 millones de ingresos brutos —un aumento respecto de los US$ 1,6 millones registrados anteriormente—. FanDuel/Blue Chip Casino lo siguió con US$ 24,2 millones en apuestas.

Las casas minoristas de apuestas deportivas han tenido un comienzo lento desde la reapertura en junio, con una cantidad total de apuestas realizadas de US$ 6,3 millones en julio. La cantidad total de apuestas realizadas en Hollywood Lawrenceburg fue de US$ 2,7 millones —un aumento respecto de los US$ 323.968 registrados en julio— y lideró, así, el mercado minorista.

Según los datos de la Comisión del Juego, los ingresos brutos del juego del mes de julio en Horseshoe llegaron a US$ 30,5 millones. Esto lo coloca, nuevamente, a la cabeza de los trece casinos regulados por el estado; además, estuvo a tan solo US$ 2 millones de lo recaudado durante un mes de julio de 2019 muy diferente. Nita afirmó que eso fue posible aún con las restricciones; por ejemplo, colocando las máquinas tragamonedas del área de juego en una nueva disposición, refuncionalizando el salón de póquer que fue cerrado temporalmente para colocar más máquinas y garantizando que la mayoría de los juegos a pedido estuvieran disponibles.

Según la Comisión del Juego, Ameristar Casino, en el este de Chicago, se ubicó tercero en el estado con US$ 20,8 millones en concepto de ingresos brutos del juego el mes pasado. Esto representa un aumento de US$ 4,3 millones, comparado con julio de 2019. Mientas tanto, los casinos Majestic Star, en Gary, recaudaron US$ 11,4 millones el mes pasado, en comparación con los US$ 12,6 millones de julio de 2019; y Blue Chip Casino, en Michigan City, registró US$ 9,2 millones en concepto de ingresos brutos del juego en julio, comparado con los US$ 13,2 millones del año pasado, lo que representa una disminución motivada, en parte, por el cierre del casino para limpieza diaria entre las 4:00 y las 8:00.

Dustin Gouker, analista líder de PlayIndiana.com, un servicio en línea de investigación y noticias del juego en línea, afirmó que si no estuvieran la pandemia ni los cierres temporarios de la mayoría de los deportes profesionales, la cantidad total de apuestas deportivas de Indiana estaría superando los US$ 2.000 millones. "Los operadores de casas de apuestas de Indiana han demostrado resiliencia frente a una pandemia que cambió drásticamente el modelo de las apuestas deportivas, junto con tantas otras cosas", afirmó Gouker. "La industria va camino a volver a un mercado más normal, que tiene el potencial para dispararse rápidamente con un mes completo de béisbol, básquet y hockey, y la vuelta del fútbol cada vez más cerca".

Los datos de la Comisión del Juego muestran que el 83,8 % de las apuestas deportivas del estado de julio se realizaron en casinos del noroeste de Indiana o a través de aplicaciones de apuestas deportivas móviles asociadas a los casinos de la región.

Deje un comentario:
Suscríbase a nuestro newsletter
Ingrese su email para recibir las últimas novedades
EVENTOS