Edición Latinoamérica
05 de Diciembre de 2020

El actual concesionario busca mantener el negocio

Colombia: una sola oferta para operar el chance de Lotería del Huila

Colombia: una sola oferta para operar el chance de Lotería del Huila
El 3 de septiembre, el gerente de Lotería del Huila, Vladimir Caballero Medina, firmará el contrato con el oferente ganador o en caso de no cumplir, podrá declarar desierta la licitación y deberá abrir un nuevo proceso.
Colombia | 22/08/2018

Si la empresa Apuestas Nacionales de Colombia cumple con las exigentes condiciones impuestas por la Lotería del Huila, podrá seguir operando el juego de las apuestas permanentes por otros cinco años, una actividad que administra desde 2013. Los resultados deben estar listos el 22 de agosto, y la audiencia de adjudicación quedó programada para el 3 de septiembre.

L

a firma, cuyo principal accionista es el empresario tolimense Luis Henry Varón Ochoa, fue el único oferente que se presentó al cierre de la convocatoria. “Cumpliendo con el cronograma previsto en la licitación pública, hicimos el cierre y procedimos a dar apertura a las urnas. A pesar de la promoción sólo se presentó una propuesta, la de Apuestas Nacionales de Colombia”, explicó el gerente de la Lotería del Huila, Vladimir Caballero Medina, al abrir las urnas.

El actual concesionario entregó en tres cajas toda la documentación exigida, incluyendo la póliza de seriedad constituida con Seguros del Estado por 311,43 millones correspondiente al 10% del valor del contrato con vigencia hasta el 30 de noviembre de 2018.

La operación del juego de apuestas permanentes (chance) se contratará por un período de cinco años a partir del 1 de octubre. El nuevo operador deberá cancelar a título de derechos de explotación con destino a la salud el 12% sobre los ingresos brutos por venta más el 1% por gastos de administración.

“El monto de la propuesta es el establecido en la rentabilidad mínima, calculada según la fórmula de Coljuegos. Este es un contrato atípico, por un valor indeterminado e indeterminable  porque depende del comportamiento del IPC, certificado mensualmente por el Dane”, aseguró Caballero Medina.

La rentabilidad exigida corresponde al mínimo de ingresos brutos que por la venta de chance debe generar el operador anualmente durante la vigencia del respectivo contrato, de manera que se sostengan las ventas y se procure su crecimiento como arbitrio rentístico para la salud.

Por su parte, la Secretaría Técnica del Consejo Nacional de Juegos de Suerte y Azar (adscrito al Ministerio de Hacienda y Crédito Público) avaló en términos generales las condiciones globales del proceso licitatorio. Solamente formuló algunos reparos técnicos que fueron incorporados en los pliegos definitivos. En tanto, la Asociación Nacional de Operadores de Juegos (Asojuegos) insistió en la reliquidación de la rentabilidad mínima acorde con la normativa vigente. El reclamo fue rechazada.

El primer blindaje establecido en los pliegos fue la capacidad financiera del operador para la administración del juego. El patrimonio técnico mínimo fue establecido en 4.500 millones de pesos, reflejado en el balance general a 31 de diciembre de 2017. Además, debe acreditar los niveles de solvencia y una experiencia mínima de siete años, un cedazo para impedir la presencia de empresas de papel.

Asimismo, fijó otra condición esencial para demostrar la capacidad operacional, administrativa y de personal para el manejo de un contrato de esas dimensiones: haber transferido derechos de explotación iguales o superiores a los contemplados en esta licitación, es decir, 16.370 millones de pesos.

El Comité Evaluador empezó a examinar desde el viernes pasado si el único proponente cumple con las condiciones establecidas en el pliego de condiciones. La evaluación se hará entre el 17 y el 22 de agosto. Los resultados serán trasladados a las partes entre el 23 y el 29 de agosto para que formulen las observaciones que consideren pertinentes.

“En este caso, toda la documentación fue entregada al Comité para que inicie la evaluación. Los resultados deben estar listos el 22 de agosto”, afirmó el gerente de la Lotería. Según el cronograma, la audiencia de adjudicación quedó programada para el 3 de septiembre. Ese mismo día el gerente firmará el contrato con el oferente ganador o en caso de no cumplir, podrá declarar desierta la licitación y deberá abrir un nuevo proceso.

Con información del diario La Nación (Colombia).
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.