El presidente del organismo asegura que no invirtieron un peso

Lotería de Misiones responde al cuestionamiento por el Casino Flotante

28-09-2016
Tiempo de lectura 1:54 min
A días de la defensa del proyecto de presupuesto 2017 para el Instituto Provincial de Loterías y Casinos – Sociedad del Estado (IPLyC SE) de Misiones, el titular del organismo, Eduardo Torres, se mostró molesto con el pedido de informes presentado por la diputada Alba Nilsson (PRO).

Torres cuestionó el pedido por “extemporáneo”, dado que se presentó a días de su presentación ante la Comisión de Presupuesto en la Legislatura provincial. Y aseguró que si bien las obras están “con atrasos” el IPLyC “no puso un peso” para el barco-casino de Iguazú.

En diálogo con MisionesCuatro, Torres habló de las previsiones de gastos que tienen en su organismo, resaltando que no cuentan con un número fijo, dado que este depende del porcentaje de aciertos y el volumen de las apuestas, que hacen que este fluctúe año a año.

“Nuestro presupuesto es muy particular, no estimamos cifras fijas. Dependemos de las apuestas y del azar”, insistió Torres, admitiendo que en este año, el porcentaje de aciertos está por debajo de la media, lo que, de mantenerse llevará a un incremento del 30% respecto de lo proyectado.

No obstante recordó que con cada acierto de los apostadores, las previsiones cambian y “perdimos en un solo sorteo, $13,5 millones (USD 880.500, aproximadamente). Si siguen estos porcentajes de aciertos, vamos a estar con un incremento del 30%”, dijo.

Acto seguido, salió a desmentir las declaraciones de diputados que sostienen que el IPLYC SE manejará una caja de unos $1.000 millones (USD 65,4, aproximadamente). “En las apuestas es mucha plata, pero parte de la plata no llega al IPLyC”, se defendió, insistiendo en las erogaciones por las apuestas acertadas.

Con un índice de aciertos del 63%, de cada $100.000 (USD 6.500, aproximadamente) que entran por apuestas, $63.000 (USD 4.100, aproximadamente) “no llegan al IPLyC”, según Torres. “El bruto no es lo único que uno maneja”, insistió. En el tramo final de la entrevista, Torres mostró su molestia por la presentación del pedido de informes de Nilsson, sobre el proyecto del Casino Flotante de Iguazú, una iniciativa de $250 millones (USD 16,3, aproximadamente) que supuestamente iba a generar 500 puestos de trabajo, pero está virtualmente paralizado.

“Las denuncias del Casino Flotante del IPLYC me asombran. No invertimos ni un peso en ese Casino. Es de iniciativa privada que si bien está atrasada, no pone en riesgo los dineros del IPLyC”, aseveró el funcionario, molesto por la extemporaneidad del pedido de informes.

Es que de acuerdo con Torres, no hubo planteos por el polémico Casino Flotante durante su presentación ante la Comisión de Presupuesto de la Legislatura. “Hace una semana estuve en la Legislatura podrían haberme preguntado. No invertimos ni un peso en el barco”, reiteró. Aunque admitió que el IPLyC autorizó el proyecto. “O hay una falta de interés o están tratando de especular políticamente, generando incertidumbre en la gente”.

Deje un comentario:
Suscríbase a nuestro newsletter
Ingrese su email para recibir las últimas novedades
EVENTOS