La Ley aún no fue tratada en la Cámara

Crece la tensión entre empresarios por la instalación de casinos en México

21-04-2005
Tiempo de lectura 2:14 min

Es cada vez más fuerte la disputa entre los empresarios turísticos mexicanos que nuclea el Consejo Nacional Empresarial Turístico (CNET) con relación a si es favorable o no la instalación de casinos en el país. Algunos creen que es necesaria la realización de un estudio de parte de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), que determine los riesgos que presentaría la apertura de casinos. Para los otros, la ley de casinos tiene que ser votada favorablemente sin más tiempos de demora.

Sin embargo, la polémica hoy se centra en que los casinos probablemente estén ligados al narcotráfico y lavado de dinero. Estudios elaborados fuera de México han demostrado que los índices delictivos son más altos donde hay casinos y sus efectos se sienten de igual manera en las poblaciones aledañas.

El CNET esta encabezado por Gordon Viberg, dueño de los hoteles Presidente, quien dijo que no se opone a la instalación de casinos en el país, siempre y cuando la UNAM realice un estudio basado en las características y problemas de la sociedad mexicana.

Ese estudio fue pedido a la Cámara de Diputados hace casi un año. La respuesta de los mismo fue que no cuentan con recursos para pagar los 3 millones de pesos mexicanos (271.200 dólares). Fue así que el grupo de empresarios ofreció pagar dicha cantidad a la máxima casa de estudios con la que en estos días estaría haciendo contacto para comenzar el trabajo que llevaría siete meses.

“Para definir si las instituciones encargadas de la seguridad son capaces de hacer frente a este tipo de negocios y sus consecuencias, se necesita hacer este estudio para conocer además, si las ganancias que presumiblemente dejarán los casinos serán suficientes para enfrentar los problemas sociales y de salud pública que se pudieran desencadenar en el país” dijo Viberg.

Los otros empresarios que quieren dar por aprobada la ley lo antes posible son en general prestadores de servicios turísticos que, además de ser miembros del CNET están relacionados a la Concanaco, como el propio Miguel Torruco Marqués, el ex presidente del CNET, Enrique Alvarez, ahora promotor de la Confederación Nacional Turística, y el ex presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), Rafael de Jesús Saavedra.

Desde hace varios años, la Concanaco se ha manifestado abiertamente por la instalación de casinos en el país, con el argumento de que representarán un beneficio para la hacienda pública, debido a que algunas estimaciones señalan que existen cerca de 1.500 casinos clandestinos que no aportan nada al fisco y que representan un riesgo para la seguridad de los ciudadanos.

Estudios elaborados por Earl Grinols, de la Universidad de Illinois, y David Mustard, de la Universidad de Georgia, revelaron que la apertura de casinos produce efectos positivos inmediatos que ayudan a disminuir los niveles de crimen, favorecen la creación de empleos y mejoran los salarios de personas con bajos niveles de vida pero, advirtieron, “estos efectos positivos se deterioran con el tiempo con la canibalización de otros sectores económicos, la aparición de juego problemático y patológico, así como el incremento de visitantes”.

Por lo contrario, los argumentos usados por el CNET para demostrar los riesgos en materia de seguridad demuestran que con la apertura de casinos en Atlanta los incidentes delictivos pasaron de 100.6 por cada mil habitantes a 357.7 por cada mil en un periodo de siete años.

Deje un comentario:
Suscríbase a nuestro newsletter
Ingrese su email para recibir las últimas novedades
EVENTOS