La propuesta permitiría eludir el nuevo acuerdo de juego que le otorga derechos exclusivos a la tribu Seminole

DraftKings y FanDuel lanzan una iniciativa para que se autoricen las apuestas deportivas online en Florida

La iniciativa de votación permitiría cobrar impuestos a las apuestas deportivas, y toda la recaudación impositiva iría al Fondo Fiduciario de Mejora de la Educación.
29-06-2021
Estados Unidos
Tiempo de lectura 5:13 min
Un comité político respaldado por dos operadores propuso una modificación constitucional para permitir las apuestas en eventos y en deportes tanto en recintos deportivos profesionales y en establecimientos de apuestas mutuas como en todo el estado a través de plataformas de apuestas deportivas en línea a cargo de entidades autorizadas a operar apuestas deportivas en línea y de tribus, con un acuerdo de juego.

Dos de las plataformas más grandes del negocio de las apuestas deportivas, DraftKings y FanDuel, lanzan una iniciativa de votación para abrir el mercado de Florida a todos, según Florida Politics.

La propuesta de modificación constitucional, lanzada por un comité político nuevo denominado Florida Education Champions, llega a poco más de un mes de que la Legislatura aprobara el nuevo Acuerdo del Juego, el cual, entre otras cosas, le otorgó a la tribu Seminole de Florida el derecho exclusivo a ofrecer apuestas deportivas en todo el estado.

La iniciativa de votación permitiría cobrar impuestos a las apuestas deportivas, y toda la recaudación impositiva iría al Fondo Fiduciario de Mejora de la Educación.

Para incluir la modificación constitucional en la votación de 2022, el comité Florida Education Champions necesitaría presentar 891.589 firmas válidas que soliciten dicha inclusión ante el estado antes del 1 de febrero. Además, necesitaría que la Corte Suprema de Florida autorice el texto propuesto para la votación.

DraftKings y FanDuel ya tuvieron una victoria menor en el Acuerdo del Juego y en los diversos proyectos de ley que la Legislatura aprobó en la sesión especial de mayo. Esencialmente, se legalizaron los deportes de fantasía diarios en Florida. Antes, desde el punto de vista jurídico, dichos deportes estaban en un área gris. Esa forma de apuesta ha sido la base del negocio que FanDuel, DraftKings y BetMGM, así como también, compañías similares crearon durante las últimas décadas.

Sin embargo, el Acuerdo del Juego también le otorgó a la tribu derechos exclusivos sobre el área potencialmente más lucrativa y más amplia de las apuestas deportivas, que va desde seleccionar a los ganadores del Super Bowl hasta apostar si la siguiente jugada de fútbol americano en un partido en vivo será un pase o una carrera.

Florida Education Champions, creado el 2 de junio, tiene como presidente a David Johnson, un asesor político republicano.

“Florida Education Champions es un comité político formado para garantizar solicitudes tendientes a incluir una modificación en la votación de las elecciones generales de noviembre de 2022”, señalaron desde el comité en un comunicado.

"Específicamente, esta modificación permite las apuestas en eventos y en deportes tanto en recintos deportivos profesionales y en establecimientos de apuestas mutuas como en todo el estado a través de plataformas de apuestas deportivas en línea, y si se cobran impuestos a las apuestas, la recaudación complementará el Fondo Fiduciario de Mejora de la Educación", agregaron.

"La División Electoral de Florida aprobó el pedido del comité de recibir un número de serie oficial para la realización de la votación, así que ya podemos comenzar con el proceso de recopilación de solicitudes y, así, poner en marcha la iniciativa de generar una cantidad significativa de ingresos que puedan destinarse al sistema educativo público de Florida, sin aumentar los impuestos”.

El texto propuesto por Florida Education Champions para la votación de la modificación es el siguiente:

"Se autorizan las apuestas en eventos y en deportes de conformidad con la ley de Florida, tanto en recintos deportivos profesionales y en establecimientos de apuestas mutuas como en todo el estado a través de plataformas de apuestas deportivas en línea a cargo de entidades autorizadas a operar apuestas deportivas en línea y de tribus nativas americanas, con un acuerdo de juego, solo para personas de 21 años o más. Se necesita una acción legislativa para regular las apuestas deportivas. La Legislatura puede cobrar impuestos a las apuestas, y en ese caso, se solicita que esa recaudación impositiva complemente el Fondo Fiduciario de Mejora de la Educación".

La tribu Seminole de Florida se opone a la modificación

“Es un jugada política de compañías ajenas al estado que buscan interferir en el negocio del pueblo de Florida. No pudieron detener el nuevo Acuerdo del Juego, que fue aprobado por una aplastante votación a favor del 88% de los legisladores elegidos de Florida, cuenta con el apoyo 3-1 de los habitantes de Florida y garantiza ingresos compartidos por US$ 2,5 mil millones. Esa garantía es el compromiso más grande que ha asumido una compañía de juego en la historia de los EE. UU", señaló el vocero de Seminole Gaming, Gary Bitner.

La iniciativa llega en un momento en que el Acuerdo del Juego enfrenta un destino incierto. Aunque fue aprobado por los legisladores y el gobernador, aún requiere la aprobación del Departamento del Interior de los EE. UU. —que es probable que ocurra—.

Incluso si se consigue la aprobación a nivel federal, el acuerdo deberá superar varias objeciones esperadas en el tribunal, que se centran en una modificación que los habitantes de Florida aprobaron en 2018 y que establece que toda expansión del juego debe ser aprobada mediante una votación estatal.

El jueves pasado, el presidente de No Casinos, John Sowinski, quien lideró la iniciativa para lograr la modificación en 2018, se pronunció en contra de la iniciativa sobre apuestas deportivas: “Una verdad eterna es que la expansión del juego siempre se traduce en más expansiones. Nos oponemos a la modificación relacionada con las apuestas deportivas que fue anunciada hoy y confiamos en que los votantes de Florida la rechazarán si llega a ser votada”.

“Nos oponemos a esta medida al igual que al acuerdo que, actualmente, está pendiente en el Departamento del Interior”, continuó. “El tipo de apuestas deportivas en línea modernas que se autoriza en esta modificación no es simplemente apuestas en resultados y a margen. Incluye las apuestas en estadísticas y resultados, que son altamente adictivas y llegan a los jugadores a través de las aplicaciones de sus teléfonos inteligentes y los alientan a apostar cosas como 'si la primera jugada de la próxima serie será una carrera o un pase' o 'si Tiger logrará el golpe corto'. En los países que tienen este tipo de apuestas, se ha registrado un salto preocupante en el juego y la adicción en adolescentes; el caldo de cultivo para costos económicos y sociales de largo plazo que son mucho más negativos que cualquier beneficio percibido".

La modificación, apoyada por la tribu Seminole, no pretende regular el juego tribal, pero grupos antijuego afirman que las apuestas deportivas fuera de las tierras tribales serían un delito.

Quienes respaldan la propuesta de 2022 buscan conseguir aportes, apresuradamente, antes del 1 de julio, la fecha de entrada en vigencia de una nueva ley que impone un límite de US$ 3 mil a los aportes a comités políticos durante la etapa de recopilación de solicitudes de las campañas de iniciativas por votación.

Los legisladores republicanos, quienes aprobaron el límite a los aportes durante la temporada legislativa que finalizó en abril, argumentaron que es necesario evitar que los donantes de grandes sumas modifiquen la Constitución estatal.

Sin embargo, quienes critican el límite afirman que será imposible lograr la cantidad de firmas requerida para incluir las modificaciones constitucionales propuestas en la votación. Impulsar solicitudes suele costar millones de dólares.

El Sindicato de Libertades Civiles Estadounidenses de Florida y comités políticos que están detrás de tres propuestas de modificación constitucional relacionadas con votaciones presentaron una demanda contra el límite a los aportes. La querella le ha pedido al juez de distrito estadounidense, Allen Winsor, que impida que la ley entre en vigencia esta semana. El jueves pasado, Winsor lideró una audiencia a pedido de la querella, que solicitó una medida cautelar, pero no se expidió al respecto.

Las modificaciones constitucionales requieren 891.589 firmas para llegar a una votación, una cifra cercana al 8% de la asistencia a la última elección presidencial. Si las modificaciones llegan a la votación, se necesita, al menos, el 60% de los votos para su aprobación.

Deje un comentario:
Suscríbase a nuestro newsletter
Ingrese su email para recibir las últimas novedades
EVENTOS