Edición Latinoamérica
26 de Mayo de 2019

Esta semana, en la FIBA AML Compliance Conference

Asojuegos solicitó un diálogo franco y directo con el sistema financiero internacional

Asojuegos solicitó un diálogo franco y directo con el sistema financiero internacional
Restrepo difundió los avances que ha implmentado Colombia en materia de regulación de cumplimiento y sistemas de gestión contra el lavado de activos.
Estados Unidos | 14/03/2019

Algunos bancos internacionales les han pedido a sus corresponsables bancarios en Colombia no abrir cuentas o productos a las empresas de estos sectores porque las consideran de alto riesgo. El presidente de la Asociación, Juan Carlos Restrepo, señaló que esta política equivocada puede generar un riesgo en el país.

L

a OFAC, organismo de control de activos del Departamento del Tesoro de Estados Unidos, por intermediación de la Asociación Colombiana de Operadores de Juegos (Asojuegos) aceptó escuchar a los sectores de juegos de suerte y azar colombianos, redes transaccionales y giros postales, quienes les pidieron a los bancos estadounidenses que tienen corresponsales bancarios en Colombia un diálogo directo y franco para revisar y conocer los avances que en materia de regulación de cumplimiento y sistemas de gestión contra el lavado de activos ha implementado el país para dichos sectores.

El llamado lo hizo el presidente de Asojuegos, Juan Carlos Restrepo, en el marco de la FIBA AML Compliance Conference, que esta semana reunió en Miami a los bancos de Estados Unidos, Europa, América Latina y el Caribe.

Restrepo hizo esta solicitud dado que algunos bancos internacionales les han pedido a sus corresponsables bancarios en Colombia no abrir cuentas o productos a las empresas de estos sectores porque las consideran de alto riesgo.

"Para la industria de juegos de suerte y azar y para el desarrollo de negocios como los giros postales es definitivamente importante el relacionamiento con el sistema financiero, no lo consideramos básico sino imprescindible, es imposible mover la cantidad de capitales que se deben mover en el tema de giros postales y en el tema de juegos sino se hace a través del sistema financiero", afirmó Restrepo en una de las conferencias.

El dirigente gremial señaló cómo esta política equivocada de los bancos internacionales con sus corresponsales en Colombia va generar un riesgo al país, porque si esos sectores no pueden canalizar sus ingresos a través del sistema financiero nacional los están presionando a la informalidad. Por tal razón, Restrepo solicitó respetuosamente al sistema financiero internacional que revise sus políticas de reportar como sectores de alto riesgo en Colombia a las remesas y a los juegos dado que esa realidad ha cambiado y hoy la regulación de esos sectores es muy estricta: exige todas las normas de cumplimiento en LAFT y particularmente se realizan reportes en giros desde los 70 dólares a la Uiaf y en juegos, a ganadores desde los 150 dólares.

"El sistema financiero debe entender que el monopolio rentístico de juegos de suerte y azar en el caso de Colombia concretamente, no pertenece a los privados sino al Estado y este lo cede a unos particulares para que lo exploten pero nunca cede el monopolio rentístico. Por ello el Estado vigila, controla y regula de manera muy directa toda la actividad de juegos de suerte y azar y por eso creo que este diálogo franco que solicitamos con el sistema financiero y muy especialmente con los corresponsales para que conozcan qué están haciendo en Colombia las empresas de juegos de suerte y azar y obviamente las empresas de giros postales, para nosotros es muy necesario, que se comprenda a profundidad cómo opera la actividad y los sistemas de información, prevención y administración del riesgo”, concluyó Restrepo.

Vale la pena resaltar que en el panel final sobre la financiación del terrorismo que se realizó en el marco del Congreso Mundial de Bancos FIBA se señaló que "en Colombia, los resultados de la evaluación del Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI), el sector de Juegos de Suerte y Azar es uno de los subsectores, dentro de las actividades y profesiones no financieras designadas (APNFD), con resultados positivos por la mitigación de riesgos generados por el LAFT y fue el primero después del sector financiero".

Deje un comentario