La propuesta de Mario Fiad impone límites para las salas y un registro nacional de autoexclusión

Avanza en el Senado argentino un proyecto para prevenir la ludopatía

El dictamen aprobado el miércoles en la Comisión de Salud quedó en condiciones de tratarse en el recinto del Senado nacional para que pueda obtener media sanción y pasar a la Cámara de Diputados.
12-11-2018
Tiempo de lectura 1:28 min
La Comisión de Salud del Senado nacional argentino avanzó el miércoles pasado con la firma del dictamen para el proyecto de ley sobre Prevención de la Ludopatía, proveniente de la fusión de dos iniciativas presentadas por los senadores Silvia Elías de Pérez y Mario Fiad. Se exigirían relojes visibles con hora oficial en cada sala o cada 50 metros, al menos dos ventanas desde las que se pueda observar el exterior, desinstalar los cajeros automáticos interiores, entre otras condiciones.

El proyecto de ley tiene como objetivo prevenir el juego compulsivo y ofrecer a las personas información para su ayuda. También tiene el fin de regular las salas de juego de azar y casinos a fin de que sean "actores esenciales" y contribuyan en esta tarea de prevención.

En ese sentido, el legislador jujeño declaró: “La ludopatía tiene graves consecuencias individuales, familiares y sociales, que impactan en la persona, pero también generan ruptura de vínculos, depresión, pérdida de bienes y en muchos casos, hasta del trabajo”, y agregó que a nivel nacional el problema carece de un marco jurídico, “y esta orfandad le resta visibilidad a la problemática que resulta una cuestión de salud pública”.

Entre las condiciones se detallan el mensaje sanitario de prevención y número de línea de ayuda en todos los carteles, mesas o unidades de juego, mostradores de expendio, tickets, facturas, sitios web y entradas de los establecimientos.

También se exigirán relojes visibles con hora oficial en cada sala o cada 50 metros, dos ventanas al menos desde las que se pueda observar el exterior del lugar en todo momento, desinstalar los cajeros automáticos que haya dentro de las salas de juego e impedir su funcionamiento y prohibir las transacciones electrónicas, canjes, préstamos o empeños dentro de los establecimientos.

La legislación también dispone la creación de un Registro Nacional de Autoexclusión con inscripción y baja voluntaria que deberán tener todos los locales del rubro, con datos y fotos, cuyos integrantes deben estar permanentemente actualizados y los formularios siempre a disposición de quien los requiera.

La iniciativa quedó en condiciones de tratarse en el recinto para que pueda obtener media sanción y así pasar a la Cámara de Diputados para su aprobación.

Deje un comentario:
Suscríbase a nuestro newsletter
Ingrese su email para recibir las últimas novedades
EVENTOS