Edición Latinoamérica
23 de Noviembre de 2020

Senadores que buscaban regularlos cambiaron de opinión

El Gobierno de Chile prohibiría tragamonedas populares y el proyecto vuelve a comisión

El Gobierno de Chile prohibiría tragamonedas populares y el proyecto vuelve a comisión
En el tercer punto de la tabla de la sesión del Senado del miércoles debía votarse en general un proyecto para regular el funcionamiento de las tragamonedas, iniciativa que fue aprobada en la comisión de Gobierno.
Chile | 27/09/2018

El ministro secretario general de la Presidencia, Gonzalo Blumel, notificó ayer a senadores que presentará un proyecto para respetar la ley vigente, que no permite esta actividad en recintos sin licitación para juegos. En el Senado se iba a votar este miércoles un proyecto para regular las máquinas, pero se impuso la moción de devolverlo a la comisión, con el objetivo de fusionarlo con otros proyectos que buscan eliminar esta actividad fuera de los casinos.

L

os senadores Ximena Rincón y Carlos Bianchi firmaron en 2013 el proyecto de ley que busca legalizar las máquinas de juegos que operan fuera de los casinos. Ayer, sin embargo, ambos parlamentarios expusieron sus cambios de opinión. “A pesar de que yo firmé el otro proyecto, y que sostenía que era necesario regular, hoy creo que es necesario prohibir”, intervino la senadora en la sesión. Y Bianchi se pronunció en esa misma línea para recordar que hace un tiempo ya había presentado otro proyecto para prohibir esta actividad.

El Poder Ejecutivo se comprometió recientemente a intervenir en la tramitación en el debate por los casinos populares y fijar una postura a través de una indicación. Y tal como señaló la senadora UDI Luz Ebensperger en sala, el ministro secretario general de la Presidencia, Gonzalo Blumel, notificó en la mañana de ayer, cuando asistió a la Comisión de Gobierno del Senado, que la intención del Ejecutivo es prohibirlas.

“Hoy el ministro Blumel nos señaló que el gobierno va a mandar probablemente un proyecto o una indicación en ese sentido”, precisó la parlamentaria gremialista.

Hasta ahora, las máquinas tragamonedas emplazadas en distintos barrios del país consiguieron operar gracias a la obtención de patentes como máquinas de habilidades y destreza, distintas a las de azar que están tipificadas como prohibidas en la ley si no se encuentran dentro de un casino. Según registros de la Universidad Católica, existen cerca de 33 mil máquinas en Chile. Y según la Asociación de Municipalidades, la realidad apunta a más de 700 mil.

En el hemiciclo del Senado se iba a votar ayer el aval a la idea de legislar este proyecto -firmado también por el exsenador Fulvio Rossi y el PPD Jaime Quintana-, que se había aprobado por unanimidad en la Comisión de Gobierno. Sin embargo, los senadores aprobaron la moción de devolverlo a la comisión, con el objetivo de fusionarlo con otros proyectos que buscan eliminar esta actividad fuera de los casinos.

La tramitación de esta iniciativa se vio afectada por la irrupción de una arista política en el caso denominado tragamonedas, y que surgió a partir de una querella interpuesta por la Asociación de Casinos. Así, varios allanamientos realizados hace algunas semanas en contra de directores y asesores de la Asociación Gremial de Operadores de estos juegos, Fiden, coincidieron con una de las fases clave del proyecto: su avance en la idea de legislar que ya había sido aprobada en la comisión del Senado.

Según fuentes ligadas al gobierno citadas por La Tercera, la fórmula que trabaja el Ejecutivo busca mejorar la Ley de Casinos para precisar que las máquinas de destreza -o cualquiera que entregue premios avaluables en dinero- se circunscriban a la normativa que rige a los casinos. Algunos parlamentarios no solamente buscan prohibir las máquinas de juegos de destreza en el futuro, sino también eliminar las que ya se encuentran desplegadas en distintos puntos del país.

El senador Manuel José Ossandón sugirió incluso la posibilidad de sancionar a los municipios: “Yo creo que la ley que salga no solo tiene que prohibirlas, sino que tiene que sancionar a los municipios que den permisos”.

Por su parte, el senador Alejandro Navarro acusó un "fuerte lobby" en el Congreso para legalizar las máquinas tragamonedas y recordó que la justicia investiga a los operadores por los delitos de lavado de dinero, juego ilegal, fraude tributario y asociación ilícita.

No hay fecha aún para que el proyecto relacionado con máquinas de juegos de azar fuera de los casinos pueda ser votado en sala. En la Comisión de Gobierno, donde retornarán los proyectos y se agruparán con todos los relacionados a la materia, se solicitó a varios municipios que notificasen al Senado la cantidad de patentes otorgadas para el funcionamiento de estas máquinas.

La Contraloría evacuó un dictamen en 2016 para reprimir el otorgamiento de las patentes. Pero, según señaló en la comisión del Senado el jefe de la dirección jurídica de la entidad, Camilo Mirosevic, el dictamen no podría tener efecto retroactivo. Así, quienes ya poseen patentes, no podrían perderlas.

Con información de La Tercera y El Mercurio.
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.