Edición Latinoamérica
22 de Agosto de 2019

Por diversos motivos aducidos por la empresa constructora

Piden una prórroga para la apertura del Casino de Rosario, en Argentina

(Argentina).- Si bien el complejo debería abrir sus puertas en julio de este año, la empresa que lleva adelante los trabajos pidió una prórroga de 14 meses para finalizar las tareas. Las voces oficiales esgrimieron varias causas: inclemencias climáticas, largos trámites y el traslado de 130 casas de la villa La Granada.

P

ara abordar el tema, mañana miércoles viajarán a la capital provincial las autoridades del directorio de la empresa adjudicataria. Así lo destacó el vicepresidente ejecutivo de la Caja de Asistencia Social, más conocida como Lotería de Santa Fe, Sergio Beccari, quien está a la espera de los informes técnicos legales con los que un equipo de profesionales se expedirá sobre los motivos invocados en el pedido de prórroga.

De la terna de casas de juego proyectadas en territorio santafesino, Melincué hizo punta y ya está en marcha “razonablemente bien”, explicó Beccari. Mientras que Casino Puerto, que se levanta en la ciudad de Santa Fe, estaría en condiciones de adelantar a marzo su apertura prevista para el mes de junio, según versiones que circularon en los últimos días.

La situación es diametralmente opuesta en la casa de juegos que se construye en bulevar Oroño y Circunvalación, en la ciudad de Rosario. En ese estratégico lugar, además de un casino se proyecta un hotel cinco estrellas y un centro de convenciones. A pesar de que nunca se detuvo la obra, la firma concesionaria cursó el pedido de extensión de plazo para inaugurar el megaproyecto que pretende transformar el escenario geográfico del sur rosarino.

El 23 de noviembre pasado, los responsables de la ejecución del casino rosarino solicitaron 14 meses de prórroga y ratificaron el pedido el 19 de diciembre, apenas asumida la nueva gestión provincial. “Les pedimos una reunión porque queremos escuchar de primera mano los fundamentos de la demora”, detalló Beccari.

Según la nota elevada por Casino Rosario S.A., las tormentas de marzo y octubre de 2007 retrasaron el ritmo y avance de las obras, y lentificaron la puesta en marcha de la infraestructura de servicios básicos. Pero lo que sin dudas tiene peso propio entre las dificultades es el traslado del asentamiento La Granada, unas 130 casas vecinas al predio que obstruyen el avance de la obra de la colectora de calle Moreno y la parquización definitiva en adyacencias de Batlle y Ordóñez.

De concederse la prórroga pedida, los plazos de ejecución del casino rosarino anexarían un año y dos meses a la fecha prevista en su adjudicación. “Esperamos reunirnos durante esta semana con las autoridades de Casino Rosario para escuchar las razones de la demora”, explicó Beccari. Y aseguró que mientras llega ese primer contacto, el área que preside está abocada a estudiar a fondo el pedido de prórroga.

Según detalló el responsable de la Caja de Asistencia Social de la provincia, las prórrogas pueden solicitarse cuando hay hechos imprevistos, de fuerza mayor, o que no pueden resolverse en el corto plazo. “Nosotros, como autoridad de aplicación, estamos efectuando las consultas técnicas necesarias para determinar la fuerza y magnitud de las causas invocadas”, señaló antes de remarcar que el área que preside está abocada a precisar si la información elevada por los responsables de Casino Rosario es la correcta.

“Debemos encontrar un equilibrio en la solución del tema”, insistió Beccari y explicó que la alternativa a la prórroga es la mora, hecho para el cual se prevén multas por día de atraso que rondan el 0,07% del monto de la obra finalizada.

Además, indicó que mientras se analiza el pedido, la construcción que se levanta en el límite sur de la ciudad sigue su ritmo. “Allí tenemos un cuerpo de profesionales que está haciendo un pormenorizado trabajo técnico para evaluar la solicitud presentada”, comentó. El megaproyecto de Casino Rosario prevé tres módulos: un hotel cinco estrellas con 187 habitaciones, un centro de convenciones para dos mil asistentes y una sala de juegos. La perlita del lugar incluye 80 mesas de ruleta, 50 puestos de bingo y dos mil máquinas tragamonedas.

El monto con el que se licitó el emprendimiento ronda los 450 millones de pesos (más de 147 millones de dólares), aunque según algunas estimaciones, una vez finalizada la construcción se duplicaría ese valor.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook