Edición Latinoamérica
08 de Agosto de 2020

Un síndico podría manejarlo hasta que la nueva firma comience a operar

Puerto Rico: Hoy subastan el hipódromo El Comandante

(Puerto Rico).- Ante la negativa de los bonistas de realizar la subasta el miércoles pasado, tal como lo exigiera el Tribunal de Quiebras, el grupo de Caribbean Thoroughbred Racing Company, Inc., radicó una moción ante dicho foro para exigir la celebración de la misma. Por tal reclamo, la subasta tendrá que llevarse a cabo hoy a las 2.00 de la tarde, con la participación de la empresa.

C

harles Cuprill, presidente de Caribbean Thoroughbred Racing Company, Inc. (CTRCI), aseguró que la determinación del Tribunal constituye un logro. "Se nos ha otorgado la oportunidad que nos merecemos y entendemos que debemos prevalecer en esta subasta". Contrariamente El Administrador Hípico, Julio Álvarez Ramírez, dijo: “Me extraña esa decisión cuando uno de los requisitos para la confirmación es la licencia y ya la Junta Hípica decretó no ha lugar a una reconsideración de concedérsela". Por su parte añadió que CTRCI tiene derecho a apelar esta determinación, pero el proceso se extendería mucho tiempo.

Sin embargo, se informó que los bonistas radicarían una moción en oposición a la de CTRCI para que no se realice la subasta, que no se celebró ayer, porque, supuestamente, la parte que representa a los bonistas no estaba en condiciones de celebrarla.

También cabía la posibilidad de que el Tribunal dictamine si se selecciona a un síndico para que opere las instalaciones hasta el 21 de febrero, fecha en que se determina si se acepta la oferta de los bonistas, o se cierra el hipódromo el 31 de diciembre fecha en que termina la operación de la firma El Comandante Management Co.

Por su parte, Jorge Silva, secretario del Departamento de Desarrollo Económico y Comercio, aseguró que la celebración de esta subasta no cambia en nada el panorama, ya que el interés del estado es llevar el hipismo a manos que puedan administrarlo sabiamente. Alvarez también avaló la posibilidad de nombrar un síndico para que el hipódromo continúe operando y no se afecten los ingresos del Gobierno y los empleados ni la salud de los caballos.

Según Jim Wilson, propietario del hipódromo y quien estaba encargado de la operación de El Comandante cuando se declaró en quiebra, dijo que "nombrar a un síndico sería desfavorable para el hipismo y sería parte de la forma en que el Gobierno y el Administrador están arreglando el juego para que el único ganador sea el Grupo Camarero. Eso no es aceptable porque los U$S 3 millones más que ofreció Caribbean pagarían las deudas que tiene el hipódromo, aparte de la de los bonistas". En sus propuestas para la subasta, Camarero ofreció U$S 60 millones y Caribbean Thoroughbred Racing U$S 63 millones.

Silva sostuvo desconocer cómo el grupo Caribbean obtendrá la licencia de operación, ya que la Junta Hípica ha sido muy clara en su posición en denegar la misma por haber sido entregada a destiempo. A ello sumó que ni siquiera tienen hecha la inspección de Spectrum, que determina la integridad moral y financiera de los aspirantes.

"Este problema lo crearon la Junta y el Administrador Hípico al no extenderle por 60 días la licencia, para que la Corte Federal no pueda favorecer a Caribbean, porque tienen relaciones políticas con socios de Camarero", aseguró Wilson. No obstante,

Wilson afirmó que apoya las aspiraciones de Caribbean, aunque negó que mantenga relaciones con los miembros de este grupo. "Apoyamos a Caribbean, porque Cuprill ha operado el hipódromo por 18 meses y ha demostrado que puede administrarlo", indicó Wilson. Por su parte explicó que Cuprill ha logrado duplicar las ganancias del hipódromo estando en quiebra, pagar U$S 8 millones de la deuda con los bonistas y mantener la licencia de operación hasta la última denegación.

También argumentó que el grupo Camarero no sería buen administrador, porque significaría que "20 de los 700 dueños de caballos controlarían el hipismo y discriminarían en las carreras". Wilson, además, alegó que la culpa de que el hipódromo tuviera que recurrir a la quiebra la tuvo el Gobierno, por favorecer la lotería electrónica sobre las carreras de caballos y no controlar las máquinas de videojuegos ilegales.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook