Edición Latinoamérica
10 de Agosto de 2020

El jueves pasado comenzó a operar Scientific Games

Inconvenientes en el lanzamiento de la Lotería Electrónica de Puerto Rico

(Puerto Rico).- La firma estadounidense Scientific Games tuvo que retrasar el funcionamiento de las nuevas terminales de la Lotería Electrónica debido a un fallo en la conexión al sistema. El problema surgió cuando se realizó la transferencia y conversión de datos desde los sistemas de la anterior compañía operadora, Gtech, a la nueva empresa.

"

Sabíamos que íbamos a empezar más tarde el proceso de conversión, pero durante el proceso salieron a relucir problemas con la conversión de la data por un error de Gtech y otro de Scientific Games en el proceso para recibir y procesar esa data a su programa", señaló Teresa Carrión, Directora de la Lotería Electrónica.

Esta situación, indicó la ejecutiva, provocó problemas con el pago de los premios y que impidió que los boletos ganadores pudieran ser procesados en las nuevas máquinas. Ese impedimento se extendió al día viernes y se pudo resolver recién el sábado.

"Se hicieron los dos sorteos, se entró la información y todo entró bien. Estamos vendiendo y estamos pagando. Hubo mucha gente cobrando y el sistema está trabajando bien", señaló.

El proceso de transición por el que atraviesa la lotería deberá completarse a mediados de esta semana, cuando se espera que las operaciones alcancen la normalidad.

Esta transición, que incluye el cambio de compañía operadora y del equipo con que se maneja la Lotería, se inició el pasado jueves y el nuevo operador tuvo ya sus primeros dos sorteos los días viernes y sábado.

Según informó la empresa, el sábado ya estaban operando y conectadas al sistema más de 1.300 terminales a través de la Isla, por lo que aún quedaban entonces cerca de 500 sin servicio. "Ahora el enfoque es subir lo que queda sin subir. Ayudar a los que tienen problemas con los terminales o las conexiones. Vamos a darle prioridad al área de San Juan, que es donde hay más jugadores, pero tenemos brigadas en todos sitios atendiendo a los agentes con problemas”, señaló Carrió.

Finalmente, la ejecutiva explicó que “las ventas de viernes y sábado estuvieron por debajo de lo normal, pero no tan bajo como se temió”. Según trascendió, el viernes se vendieron casi 1.4 millones de dólares, cuando regularmente el número asciende a 1.8 millones de dólares. “Hay que tener en cuenta que además de la transición está el elemento de que comenzó la Semana Santa, un periodo normalmente más lento", sostuvo.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook