Edición Latinoamérica
20 de Agosto de 2019

Se inicio el pasado viernes

Huelga de empleados en siete casinos de Atlantic City

(Estados Unidos).- Más de 10 mil trabajadores de siete de los doce casinos de la ciudad de Atlantic City iniciaron el pasado viernes una huelga general, pese a las negociaciones que se llevaron adelante durante las últimas semanas. La huelga no afectó a los crupiers y otros trabajadores de juegos de azar.

P

ese a las largas negociaciones inciadas semanas atrás, los empleados de casinos de siete de los doce casinos de Atlantic City comenzaron una huelga general. La disputa se centra en la práctica de subcontratación por parte de los casinos, que alquilan espacios a restaurantes y bares sin exigirles que empleen a trabajadores sindicalizados.

Negociadores sindicales alcanzaron sin embargo un acuerdo el jueves por la noche con Trump Hotel & Casino Resorts, evitando así una huelga en el Trump Taj Mahal, el Trump Marina y el Trump Plaza. Pero otros trabajadores sindicalizados - desde botones hasta camareros, pasteleros y porteros - se fueron a paro en el Harrah’s Atlantic City, el Showboat Hotel-Casino, el Bally’s Atlantic City, el Caesars Atlantic City, el Atlantic City Hilton, el Resorts Atlantic City, y el Tropicana Casino and Resort.

El sindicato de hoteles casino, que representa a unos 17.000 trabajadores en la ciudad, estuvo trabajando desde que se venció su contrato de cinco años el 15 de septiembre, con la promesa de ir a huelga si no se alcanzaba un nuevo contrato el 1 de octubre.

Con los casinos y hoteles de Nueva Jersey afectados por una huelga, los operadores recurrieron a la improvisación y al reclutamiento de empleados de reemplazo, incluyendo a ejecutivos, administradores y empleados no sindicalizados, para hacer lo que puedan con el trabajo que hay que hacer.

El Tropicana Casino and Resort y otros seis hoteles con casino en Atlantic City están en una disputa laboral con el sindicato Hotel and Restaurant Workers Union, Local 54, cuyos miembros comenzaron su paro el viernes. Sus diferencias se enfocan en las primas para atención médica y la subcontratación de cadenas de restaurantes no sindicalizadas por parte de los casinos.

El Tropicana, de 1.625 cuartos, definitivamente ha tenido algunos problemas para seguir operando a pesar de la ausencia de centenares de meseras, mozos, camareras y botones, pero aún así son relativamente pocas las diferencias al usuario pese a una huelga del sindicato.

En las mesas de juego y las tragamonedas, no obstante, todo funcionaba como de costumbre, ya que los empleados de casino no tienen relación con los huelguistas.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook