Edición Latinoamérica
17 de Julio de 2019

Preocupa la venta de la ONCE por Segecable

La empresa señala que, con este acuerdo, pretenden llegar a un público no habitual, que podrá así abonarse a números y, por otro lado, utilizarán los nuevos medios para vender sus productos.

L

a ONCE venderá cupones a través de la plataforma digital ";Sogecable"; a partir de abril de 2004 y hasta 2009. Los abonados podrán comprar cupones de la ONCE a través del control remoto del televisor, igual que compran partidos de fútbol o películas. En sectores críticos, hay quienes temen que se pierdan puestos de trabajo y consideran que no es lícito este acuerdo, pues la venta del cupón sólo corresponde a trabajadores discapacitados y no a una empresa.

La empresa señala que con este acuerdo, se pretende llegar a un público no habitual, que podrá así abonarse a números y, por otro lado, se pretende utilizar los nuevos medios para vender sus productos. La ONCE va a sacar otros juegos al mercado, con las nuevas tecnologías, que conllevan un cambio de mentalidad, a través de la venta de Internet, que no serán los que tenemos actualmente. Se está trabajando en ello.

En opinión del delegado territorial en Murcia, los clientes habituales de la ONCE son las amas de casa, señores entre 40 a 65 años, y la juventud que también está introducida. Resalta que ";en la Región la ONCE tiene una gran aceptación y se ha introducido en más capas de la sociedad que en otras zonas de España, debido a múltiples razones: la Región en el 2002 y lo que llevamos de año ha sido afortunada en recibir premios de la ONCE; a la sensibilidad del murciano; a una mayor comunicación del ciudadano con esta entidad; y además, el murciano es más jugador que el de otras regiones";

Sobre el aumento del precio del cupón, la ONCE afirma que los precios van hacia arriba, aunque reconoce que los salarios no crecen en proporción con los precios. Este año es el segundo año del euro y se ha notado en todo un aumento de precios. Explica el funcionamiento del sistema de cupones de enviar y recibir a los vendedores: ";Es una organización interna, el cupón lo recibimos desde la imprenta, vía Madrid, y luego el cupón se distribuye directamente y ya preparado en paquetes; viaja desde la estructura central hasta la periferia, y a través de los servicios de las entidades colaboradoras, Cajas de Ahorro, Bancos, nuestros vendedores retiran allí con más comodidad los cupones, para que no tengan que trasladarse hasta la Delegación Territorial de la ONCE.";

A la hora de hablar sobre si hay un orden para la distribución de números en la Región o se hace aleatoriamente afirma el delegado territorial: ";en este sentido el cupón funciona como cualquier lotería nacional. Hay que imprimir ";x"; series y ";x"; números, desde el 00000 hasta el 99.999, con un número de serie de cada número, unas 40, 50 ó 60, las que sean. Hay productos que tienen más emisiones que otras. Un porcentaje altísimo, del 95% o incluso más, se distribuye a los vendedores, y yo estoy seguro que todos desearían vender todo. Existe la posibilidad de devolver media hora antes de las 9 de la noche, los cupones que no se han vendido, porque el vendedor no se puede convertir en jugador de la ONCE. ";En el caso de los vendedores fijos - añade- llevan siempre el mismo número, tienen un orden, mientras que el abono se distribuye con números fijos, el cupón lleva un orden aleatorio, unos días llevan unos números y otros días otros";.

Ante el planteamiento de si se venden todos los cupones que se imprimen, Rodríguez expresa: ";Nuestro deseo es vender todo lo que imprimimos, pero un 5 por ciento de todo el papel que se tira no se puede distribuir porque es una reserva. Tenemos 24.000 trabajadores repartidos por toda España y, si en algún momento hay 2000 por baja, y otro día, pueden ser 1.500, debido a las vacaciones, fiestas... por lo que se distribuye un porcentaje inferior a la calle. Por ejemplo, en agosto, tenemos un 50% de la plantilla. No puedes prever esas vacaciones, y en momentos determinados si hay mucha demanda, contratas interinos y esos cupones también salen a la calle.

Tenemos un porcentaje para ganar premios como mínimo del 47%, que puede alcanzar un 52 ó 53%; y ese porcentaje es el que si usted va a comprar juega, y tiene posibilidades de ganar muchos millones, pero, para eso, otras personas han tenido que invertir en el juego. Nosotros no queremos que la ONCE se convierta en jugador, pero por desgracia, porque hay momentos malos o peores, la ONCE se convierte en jugador y puede tocarle algún premio. Lo mismo pasa en determinados momentos con la Lotería, cuando se dice que el premio se ha quedado en las arcas del Estado.

El porcentaje de ventas que se da en la Región mensualmente oscila entre un 70 y un 90 por ciento, en función de muchas circunstancias, ya que hay temporadas mejores que otras, por el tema de las fiestas locales - no es lo mismo en un pueblo de 50.000 habitantes que en uno de 10.000 - fiestas autonómicas y nacionales, fechas que reportan bastante desbarajuste a esta entidad. Estos días no se vende nada, por lo que le queda una reserva a la ONCE.

En los ocho primeros meses del año, la Región de Murcia ha sido agraciada con 45 millones de euros en los sorteos de esta organización, la mitad entregados durante el pasado mes de agosto. Somos la segunda región española, tras Baleares con mayor gasto en cupones por habitante.

La buena acogida de las campañas de publicidad es quizá una seña de identidad de la ONCE. ";Sobre este tema, los delegados territoriales estamos bastante insatisfechos. Tendríamos que gastar más dinero para promocionar el servicio; hay que vender más imagen y estar más presente en la opinión pública, apareciendo con más fuerza en todos los medios";, dice Rodríguez.

Sobre si hay terminaciones de números con suerte, afortunadas en los sorteos, cree que esto es aleatorio: ";Yo soy jugador de esta entidad y habitualmente soy poco afortunado, llevo mucho tiempo jugando, y lo máximo que me ha tocado ha sido el reintegro, dos cifras, alguna vez que te aproximas un poco al número ganador...Hay que tener suerte en la vida para ganar, como en todas las cosas, y coger el número que ese día sale";.

Hay 150 empleados y 1000 vendedores de la ONCE en la Región. Su horario se extiende desde las 6 de la mañana hasta las 9, que es la hora límite de la devolución del cupón. Hay días más agraciados, en los que no tienen que devolver ninguno.

El factor nº1 del éxito de la venta del cupón es el lugar donde te sitúen, pues no es lo mismo estar en un paso muy fluido de gente, donde la masa hace la fuerza, a estar en un hipermercado metido en un kiosco donde se pierde el contacto directo, como la confianza y sonrisa que ofreces, o decir una palabras como suerte o gracias, que hacen que los clientes de acuerden de ti.

El perfil de cliente habitual es el nivel medio-alto. Hay clientes que tienen por norma comprar un número, y otra gente que es compradora compulsiva, y a lo mejor adquiere un día un par de tiras y luego está un par de meses sin comprar.

Hay varios tipos de cupones: el cupón de lunes a jueves, el del viernes, el de fin de semana, y el del domingo. Aparte, hay un cupón semanal, que permite al cliente por la adquisición de un solo producto jugar durante toda la semana, de lunes a domingo, con el mismo número. El cupón estrella es el del sorteo del viernes, el cuponazo, por el premio, que asciende a 6 millones de euros en efectivo, a 2 euros cada número. El sorteo especial cuesta 2 euros con 50 céntimos. No obstante, el cupón con dificultades para vender es el cupón del domingo, a 2 euros. La gente anda cofundida con los precios, no ha asimilado todavía y se queja de que un premio muy gordo sea sólo para una persona, y les gustaría que estuviera más repartido, y mira más las 4 últimas cifras agraciadas de antes; ahora, son la primera y la segunda cifra";.

La cuestión relativa al incremento de precios ha producido reticencias en la clientela ";antes los precios de los cupones diarios estaban a 1 euro pero tocaban 2 millones de pesetas, sin serie, ahora, por 50 céntimos más, que a los clientes les cuesta dar, hay una diferencia a favor de 2 millones y medio de pesetas, ofreciendo 33.000 euros y 50 millones de pesetas, con serie, y sólo hay una serie en España";.

La gente sigue teniendo sus manías en pedir terminaciones, como el número 64, conocido como la casa, la niña bonita es el 15, el perro, 38, la vieja, 60, la casa, ó el 16, la Virgen del Carmen...con sus respectivos motes; pero también se alían con el azar y exigen variedad en las terminaciones cuando compran varios números.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook