Edición Latinoamérica
18 de Julio de 2019

Menos casinos y bingos, pero más quiniela para los andaluces

Durante el 2002, los juegos en Andalucía siguieron la tendencia de toda España y bajaron en recaudación. Los más afectados fueron los casinos y bingos, mientras que las quinielas y loterías registraron una pequeña mejora.

E

l juego en Andalucía sigue a la baja, ya que los andaluces cada vez acuden menos a bingos, casinos y salas recreativas, mientras que siguen apostando a las quinielas y las loterías locales. Según los datos que figuran en la memoria de la Comisión Nacional del Juego del Ministerio del Interior, durante el pasado año los juegos, tanto públicos como privados, siguieron la tendencia nacional y bajaron.

Concretamente, de la cantidad jugada en España en todo tipo de juegos (privados, públicos y el cupón de la ONCE), que ascendió a casi 26 millones de euros, en Andalucía se jugaron 3,6 milones. Una cifra que supone un descenso del 0,7 por ciento a nivel nacional pero que en Andalucía ha sido más acusado llegando al 2,81 por ciento menos.

Sin embargo, los más afectados por esta crisis han sido los juegos privados (bingos, casinos y máquinas recreativas) ya que no sólo Andalucía sigue siendo una de las comunidaes donde menos se juega de España, ocupando el puesto número quince de entre diecisiete comunidades sino que, además, el pasado año Andalucía siguió bajando hasta descender un puesto en este ránking, ya que antes era la catorce.

El dato que ilustra esta tendencia refleja que el volumen medio de juego privado por andaluz se situó el pasado año en 284 euros al año, muy por debajo de la media nacional que ascendió a 378 euros. Los cuatro casinos existentes en la comunidad (de San Roque, Marbella, Benalmádena y el Puerto de Santa María) recibieron en 2002 un total 387.128 visitantes, lo que supone 28.000 menos que los que los visitaron en el ejercicio anterior. Además Andalucía se situó, entre las comunidades autónomas, en el puesto número once en volumen medio de juego por habitante en estos establecimientos.

En cuantoa las salas de bingo, en Andalucía siguen existiendo 65, (una menos de las que había en 2001) que situán a Andalucía también en el puesto número once de entre las diecisieste comunidades. La media de gasto anual por andaluz en cartones de bingo fue de 68 euros, muy por debajo de los 88 de media nacional.

En cuanto a las máquinas recreativas, tanto las de tipo A, de las que hay 29.265, como las de tipo B, de las que existen 35.734, descendieron ya que cada vez hay menos. Y situaron a Andalucía en el puesto catorce con respecto al resto de comunidades. Sin embargo los andaluces siguen prefiriendo las apuestas públicas del Estado ya que tanto las quinielas, como la lotería o la bonoloto, mantuvieron el tipo e incluso registraron un leve ascenso.

Cada andaluz se gastó 134 euros al año en este tipo de apuestas, muy por debajo de la media nacional, situada en 183 euros aunque, la tendencia sea al alza ya que Andalucía ha subido dos puntos en la clasificación nacional pasando del puesto dieciséis al catorce.

En cuanto al cupón de la ONCE (que este año ha bajado en toda España), Andalucía sigue destacando entre las que lo prefieren aunque baja en el ránking de autonomías pasando del puesto cuarto al sexto. Y también baja el gasto medio anual en cupones. Cada andaluz se gastó 73 euros al año, cuatro euros menos que los que invirtió durante el ano anterior.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook