El permiso municipal de Torreón para reabrir una sala va en contra de la normativa del estado

México: contrapunto entre un municipio y el gobernador de Coahuila por la habilitación de un casino

El gobernador de Coahuila, Miguel Ángel Riquelme Solís, ratificó que los casinos no volverán a ese estado mexicano.
09-10-2018
Tiempo de lectura 3 min
A pesar de que la Constitución Política del Estado de Coahuila prohíbe la operación de casinos en esa jurisdicción mexicana, el 1 de octubre el Ayuntamiento de Torreón emitió una licencia de funcionamiento para el casino Majestic, cerrado hace seis años. El gobernador Miguel Ángel Riquelme Solís aclaró que "los casinos no volverán a Coahuila" y que analizará este caso en profundidad. El secretario del municipio reconoció que no se reabrirá sin permisos estatales, y que fue orden de un juez.

A través de la Dirección General de Ordenamiento Territorial y Urbanismo y con el aval de la Dirección General de Desarrollo Económico se entregó una licencia de funcionamiento al negocio denominado Majestic, para la operación de "servicios deportes-juegos electrónicos" y la operación de video juegos que funcionan con fichas o monedas”. A esos fines, se pagaron los derechos correspondientes en la Tesorería Municipal de Torreón.

De acuerdo al documento foliado con el número 15948 de la cuenta VU-010199-06 y la licencia 12540 a nombre de Atracciones y Emociones Vallarta S. A de C.V. quedó asentado el permiso para la operación del establecimiento.  El documento, relevado por El Siglo de Torreón y Milenio, cuenta con los sellos y folios oficiales del municipio, avalando el funcionamiento del establecimiento ubicado en bulevar Independencia 3351 oriente, en la colonia Residencial El Fresno.

Sin embargo, el secretario del Ayuntamiento de Torreón, Sergio Lara Galván, reconoció este lunes en un comunicado que el establecimiento no podrá funcionar sin la autorización de las autoridades estatales y federales competentes.

En rueda de prensa, explicó que si se extendió la licencia fue ante la obligación de dar cumplimiento a lo establecido en una sentencia que se dictó al final de un proceso administrativo de carácter legal, que se desahogó en el Tribunal de Justicia Municipal en atención a una inconformidad promovida por una persona moral.

El funcionario negó que el tribunal haya recibido algún tipo de presión para dictaminar como lo hizo, ya que “no hay compromiso absolutamente con nadie, más que con la normatividad y con la ciudadanía”, y aprovechó para aclarar que el alcalde Jorge Zermeño Infante “ni conoce ni tiene relación, ni sabe quiénes son los socios o representantes legales de esa empresa”.

La administración municipal de Jorge Zermeño Infante autorizó la reapertura luego de que hace precisamente seis años fue clausurado por personal de Protección Civil y de Inspección y Verificación Municipal, en coordinación la policía local y del Ejército Mexicano, en el marco del Operativo Laguna Segura.

Esta autorización viola la Constitución Política del Estado de Coahuila de Zaragoza en su artículo 158-U relacionado con las Facultades, Competencias y Obligaciones de los Ayuntamientos y en materia de las leyes federales y estatales relativas.

La licencia está firmada con el aval de Aldo Villarreal Murra, director general de Ordenamiento Territorial y Urbanismo y por Fernando de Jesús Jaime Gómez, titular de Desarrollo Económico. En 2013 el entonces gobernador de Coahuila, Rubén Moreira Valdez, presumía que se habían cerrado siete casinos, 248 table dance, 116 desarmaderos de autos por motivos de seguridad.

Por su parte, el gobernador de Coahula, Miguel Ángel Riquelme Solís, afirmó el 5 de octubre que no habrá retrocesos en materia de seguridad, por lo que "no se iba a permitir el regreso de fuentes de financiamiento de crimen organizado como casinos o lugares de apuestas". Este lunes, ante la novedad sobre el Ayuntamiento de Torreón, reiteró que estos establecimientos no regresarán a Coahuila.

En una entrevista realizada durante un evento público, el gobernador declaró: "Las apuestas sobre todo no las vamos a permitir, esas son prácticas que de manera inmediata generan el financiamiento de actos ilegales".

Riquelme Solís indicó que sólo conocía la información publicada en medios de comunicación, por lo que comentó que analizará el caso a través de su secretario de Gobierno, José María Fraustro Siller, y anticipó que la intención del alcalde será expuesta en el Grupo de Coordinación Operativa.

“Vi que un medio de comunicación publica que aporta una licencia de funcionamiento, no tengo los datos precisos, pero reitero que en Coahuila no se reabrirá los casinos. Lo que un día funcionó para disminuir la violencia no puede regresar a nuestro estado. Si alguno de los ayuntamientos expidiera una licencia de funcionamiento , el Estado no lo podrá permitir”, aseveró.

Y sentenció: "Está por ley, está por la Constitución y no pueden ellos otorgar el uso de suelo correspondientes, para ese tipo de giros".

 

Deje un comentario:
Suscríbase a nuestro newsletter
Ingrese su email para recibir las últimas novedades
EVENTOS