Una ONG pide que se prohíban esas carreras de caballos callejeras

Argentina: denuncian apuestas clandestinas en las cuadreras de Mendoza

En la ONG Afada realizaron un relevamiento en todo el país y encontraron 200 pistas en donde se realiza esta actividad que califican como clandestina. En Mendoza encontraron 13 entre San Martín, La Paz y Santa Rosa, entre otras.
03-07-2018
Tiempo de lectura 3:24 min
La Asociación de Funcionarios y Abogados por los Derechos de los Animales (Afada) envió una carta al Ministerio de Seguridad de la provincia de Mendoza para pedir que la fuerza policial no preste servicios de seguridad en estas carreras y que se persiga penalmente a quienes estén involucrados. El regulador, IPJyC, busca regular la actividad. Si bien las cuadreras no son consideradas ilegales, la ley sí pena las apuestas clandestinas.

Las cuadreras son carreras de caballos en las que los animales tienen que recorrer unos 500 metros, menos que en las de turf, donde el mínimo es 800. Para muchos se trata de una actividad tradicional que se realiza en el campo, aunque ahora, como ya ocurrió con las de perros galgos, comenzaron a generar rechazo.

La Asociación de Funcionarios y Abogados por los Derechos de los Animales (Afada) envió una carta al Ministerio de Seguridad de la provincia de Mendoza para pedir que la fuerza policial no preste servicios de seguridad en estas carreras y que se persiga penalmente a quienes estén involucrados. Sostienen que se trata de una competencia que sirve de pantalla para otras actividades ilícitas, como el juego ilegal o clandestino (art. 301 bis del Código Penal), maltrato animal (ley N° 14.346), dopaje de animales, entre otras.

En la provincia, tal como explicaron desde el Instituto Provincial de Juegos y Casinos (IPJyC), las cuadreras no son consideradas una actividad ilegal aunque carecen de una regulación actualizada. Señalaron que el decreto 5540 del año 1957 las autoriza, y que en 2007 un proyecto de ley para regularlas obtuvo media sanción en Diputados, pero nunca más avanzó.

“La idea del Instituto no es prohibir las cuadreras sino reglamentarlas, por lo que tenemos previsto reunirnos con los intendentes de los departamentos en los que se realizan para consensuar una normativa”, adelantó José Luis Sgroy, gerente del Hipódromo de Mendoza. El funcionario explicó que hoy cada municipio define si estas carreras de caballos callejeras se pueden realizar, ya que requieren de una habilitación de la comuna, como cualquier otro evento masivo.

Pablo Buompadre, presidente de Afada, relató que la reciente muerte de la yegua Fantasía —del jugador de fútbol José Sand— en Corrientes (que terminó con la imputación de varias personas) desató preocupación en la entidad, por lo cual decidieron avanzar contra las cuadreras que consideran ilegales. Con este propósito realizaron presentaciones en todo el país pidiendo su prohibición.

Si bien en Mendoza no obtuvieron respuesta del Ministerio de Seguridad, sí pudieron saber que se suspendieron algunas carreras programadas. “Es un antecedente muy importante”, remarcó el abogado. En Afada realizaron un relevamiento en todo el país y encontraron 200 pistas en donde se realiza esta actividad que califican como clandestinas. En Mendoza encontraron 13 entre San Martín, La Paz y Santa Rosa, entre otras.

Desde Seguridad aseguraron que el ministro Gianni Venier nunca recibió la carta de Afada. Asimismo, informaron que el servicio extraordinario de la Policía para las cuadreras se cumple siempre y cuando el evento esté habilitado y haya personal disponible.

Andrés Becerra organiza carreras cuadreras en el Club Hípico “Nueva California” de San Martín y defiende la actividad. “Yo entiendo que hay posturas encontradas y que se puede generar un debate, pero para mí se trata de una profesión desde hace 39 años”, manifestó. Relató que las competencias son en beneficio de distintas instituciones de bien público y para la manutención del club. “Nosotros cobramos una entrada y en el programa se especifica que se prohíbe el juego clandestino”, remarcó.

Además, explicó que para las cuadreras se rescatan animales que dejaron de “servir” en los hipódromos. “Son caballos de sangre que necesitan correr para desahogarse, es parte de su genética”, expuso. Becerra se mostró a favor de que se legisle al respecto: “Hay un proyecto de ley que espero que se apruebe”.

Desde la municipalidad de San Martin, Gustavo Innocente, director de Fiscalización, explicó que como no hay una legislación provincial, a la hora de habilitar una cuadrera piden condiciones de seguridad similares a cualquier evento. “Es importante que sean sin fines de lucro y que no hayan apuestas clandestinas”, remarcó. Asimismo, reconoció que a veces llevan un veterinario a controlar, pero que no pueden hacerlo siempre.

En Santa Rosa, el año pasado aprobaron una ordenanza que regula eventos sociales y culturales e incluye a las cuadreras. “El proponente tiene que cumplir los siguientes requisitos: pedido de autorización, CUIL, DNI, contrato de locación, contar con baños químicos, plan de contingencia, servicios de salud, seguro civil, veterinarios, entre otros”, enumeró Leonardo Fernández, director de Salud.

Si bien las cuadreras no son consideradas ilegales, la ley sí pena las apuestas clandestinas, frecuentes en estas carreras, aunque no cuenten con la autorización de los organizadores.

Según el Artículo 301 bis del Código Penal, “será reprimido con prisión de tres (3) a seis (6) años el que explotare, administrare, operare o de cualquier manera organizare, por sí o a través de terceros, cualquier modalidad o sistema de captación de juegos de azar sin contar con la autorización pertinente emanada de la autoridad jurisdiccional competente”.

Fuente: diario Los Andes.
Deje un comentario:
Suscríbase a nuestro newsletter
Ingrese su email para recibir las últimas novedades
EVENTOS