Edición Latinoamérica
25 de Agosto de 2019

Se invertirán casi U$S 65 millones

Argentina: dos nuevos casinos para la provincia de Mendoza

(Argentina).- Por una inversión de más de $200 millones (U$S 64,9 millones), de aquí al 2008 el Gran Mendoza pasará de tener un solo hotel cinco estrellas a contar con 4 nuevos emprendimientos de esta categoría. Dos de ellos contarán con casino propio. Cuando estos establecimientos queden inaugurados, el área metropolitana quedará equilibrada en cuanto a infraestructura de lujo y apta para afrontar la demanda ascendente de ese tipo de alojamiento por parte de los turistas.

E

n efecto, los datos que se manejan desde la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas (DEIE) invitan a proyectar que el crecimiento de estos visitantes no cesará sino que seguirá en aumento.

Mientras en julio de 2005 el 76,1% de los turistas eran argentinos y el 23,9% extranjeros, para mayo de 2006 esos porcentajes variaron a una relación del 59,7% nacionales contra 40,3% de foráneos.

En el mismo lapso se duplicó la cantidad de personas que vinieron a hacer negocios (del 2,2% al 4,8% del total); se cuadruplicaron los que llegaron a Congresos y Eventos (del 0,7% al 4,1%); y crecieron los que buscaron hacer compras (del 0,7% al 1,2%).

En este contexto, se cree que la multiplicación de los 5 estrellas obligará al resto de la hotelería a mejorar e incluso ampliar sus instalaciones y capacidad de servicios. El efecto multiplicador se evalúa como altamente necesario y positivo frente a la necesidad de continuar posicionando a la provincia de Mendoza como destino apetecible en el contexto nacional.

El primer emprendimiento (avanza a pasos agigantados y cuesta $90 millones, U$S 29,2 millones) es el Sheraton que se levanta en plena Capital, al lado del Huentala. Con sus 187 habitaciones y casi 300 cocheras, este edificio que tendrá unos 70 metros de alto aspira a convertirse en un imán de las convenciones, ya que tendrá salas para albergar a 3.000 congresistas al mismo tiempo.

“Estoy convencido de que es el segmento de mercado que hay que comenzar a explotar. Nuestro objetivo de instalarnos no es sacar clientes a nadie sino atraer nuevos. Y en este sentido la idea es salir a competir en este rubro con destinos como Buenos Aires, Mar del Plata, Córdoba y hasta Chile”, explicó Julio Camsen, director general de Huentala Inversiones Hoteleras, grupo local que se asoció con la internacional Starwood Hotel & Resorts Worldwide para concretar el proyecto.

Con demoras porque todavía no es posible determinar si la cadena mundial Meliá lo incorporará como su tercer eslabón en la Argentina o buscará otro operador, también se ha oficializado desde esa firma la intención de resucitar el hotel que quedó sin terminar al lado del Mendoza Plaza Shopping, en Guaymallén.

En el Ministerio de Turismo y Cultura ya fue presentado un anteproyecto que contempla una inversión de unos $42 millones (U$S 13,6 millones), con habitaciones de alto confort, centro de convenciones y spa.

La estructura que lleva años frenada fue adquirida por Meliá a fines de 2003, y en un principio se buscaba que el operador fuera el Caesar Park, aunque esta alternativa estaría prácticamente descartada.

Tanto el Sheraton, que se habilitaría a fines del 2007, como el ex Marriot, que quedaría listo en la Vendimia del 2008, incorporarán el casino como negocio adicional.

También con categoría 5 estrellas, pero bajo una modalidad no tradicional, dos inversores locales están construyendo en esta Capital sendos edificios de departamentos para alquiler a turistas.

La firma Presidente, cuyo titular es Mario Groisman, construye Diplomatic Park Suites. Desde la página de internet del proyecto, se invita a los inversores a adquirir unidades para utilizarlas como residencia o para renta a turistas, ya que ofrecerá servicios como centro de negocios, healthclub y restorán.

Por su parte, Adolfo Cioffi, cabeza de la compañía dedicada a los negocios inmobiliarios Cioffi Comercializadora, también levanta un complejo de 110 departamentos. También en este caso se contará con servicios de alta gama como solarium, gimnasio, piscina, centro de convenciones, locales comerciales, valet parking, entre otros.

Para atraer compradores tanto Cioffi como Groisman aclaran que de por medio no hay bonos ni acciones, sino que cada unidad es escriturada por separado lo que facilita la rentabilidad.

Aunque ninguno de los empresarios ha explicitado los montos de inversión, los especialistas aseguran que no bajan de los $20 millones (U$S 6,5 millones) cada uno.

Tampoco puede dejar de mencionarse la reciente firma por parte del Gobierno del convenio para la renovación y ampliación del hotel de Villavicencio, donde la empresa Álvarez Argüelles invertirá $30 millones (U$S 9,7 millones) para manejar el lugar por 30 años. En el mismo marco se estableció que el grupo francés Danone se encargue de difundir y promocionar la reserva de la zona. De aquí a dos años la aspiración es abrir un 4 estrellas con estándares internacionales que tendrá 132 habitaciones, salón de reuniones, terraza para eventos y spa.

Desde las agencias de viajes y las cámaras vinculadas al sector celebran con bombos y platillos este despegue de la hotelería VIP. “Hacía falta porque cada vez más los extranjeros piden este tipo de alojamiento, porque el auge de los congresos es significativo, porque también llegan grupos de incentivos que exigen servicios de calidad, y porque muchas veces los hoteles que hay hasta el momento engañan un poco con sus estrellas, aunque ahora tendrán que salir a competir”, fue la conclusión a la que arribaron por separado Carolina Matta, de Asatej; Raúl Mirchak, titular de Palmarena Viajes; y Enrique Péccora, socio gerente de Cumbres Andinas.

Con mirada más crítica, alertaron sobre ciertos temas en los que tanto el Estado como los privados deberán trabajar fuertemente si pretenden que no decaiga la demanda de los 4 y 5 estrellas.

La lista de quejas es larga: falta de oportunidades de vuelos hacia y desde Mendoza; poca capacitación del personal que trabaja ligado al turista internacional, especialmente con el manejo de otros idiomas; estado de determinados circuitos y problemas de inseguridad.

Péccora remarcó además la falta de visión respecto de un fenómeno que se avecina. El operador turístico recordó que para el 2010 los mayores emisores turísticos serán China, Japón e India, y que Mendoza “no está haciendo nada para quedarse con algo de esa apetecible porción del mercado”.

Por último, el presidente de la Cámara de Turismo, Miguel García, alertó sobre la competencia desleal que podría significar para el resto de los empresarios que siguieran instalándose hoteles con casinos en el Gran Mendoza.

“Para esas firmas la cuestión de la tarifa de la habitación pasa a segundo plano, como ocurre en todo el mundo, porque en definitiva la rentabilidad la obtienen del juego. Ojalá las autoridades tomen conciencia de los graves inconvenientes que acarrearía la apertura de más casinos”, cerró.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook