Edición Latinoamérica
22 de Octubre de 2020

Severas medidas restrictivas afectarían a la industria

Numerosos casinos podrían cerrar en Moscú

(Rusia).- Moscú podría ver reducida la cantidad de salas de juego y casinos a menos de 800 establecimientos para el comienzo del verano local, mientras las autoridades de la ciudad toman severas medidas con un negocio que dicen que “se ha vuelto irresponsable y está mayormente desregulado”.

E

l alcalde Iosif Ordzhonikidze prometió el martes pasado que cerrarían 500 salones de juego en la ciudad durante los próximos dos meses, continuando con las clausuras de cerca de alrededor de 1,300 instituciones en menos de seis meses.

Ordzhonikidze dijo que cerca del 80 por ciento de los lugares de juego de la ciudad estaban operando en forma ilegal a fines del año pasado, cuando comenzó a regir la nueva legislación para la industria. El reiteró que seguirá firme en su política, a pesar de que habrá una pérdida de U$S 90 millones anuales en el presupuesto municipal debido a potenciales ingresos de impuestos, y más de 150.000 trabajos menos.

"Los establecimientos de juego serán totalmente erradicados a menos de 25 metros de las estaciones de subte, así como de las calles y pabellones temporarios, dijo Ordzhonikidze a TVC televisión el jueves.

Las principales empresas de juego, como Ritzio Entertainment Group, Jackpot y Storm International tuvieron un gran incremento en sus ganancias, mientras que el sector creció un 34 por ciento en términos de dinero en efectivo a U$S 5,6 mil millones en 2004, de acuerdo a Renaissance Capital.

En noviembre pasado, las autoridades de la ciudad aprobaron una ley para regular el juego. La misma declara que los centros de juego deben tener al menos 80 metros cuadrados, y que los casinos deben tener un tamaño de al menos 400 metros cuadrados. Las máquinas de juego están prohibidas cerca de estaciones de subte o escuelas, o cerca de propiedad estatal -incluyendo aeropuertos y estaciones de tren y micros- dijo el vocero del alcalde, Alexander Konygin, el pasado miércoles.

Entre noviembre y marzo, las autoridades de la ciudad relevaron todos los centros de juego de Moscú, contando 2.640 lugares que ofrecían más de 60.000 opciones de juego. Hasta el 80 por ciento de los establecimientos violaba la ley promulgada en noviembre, y de ellos, más de la mitad ya habían cerrado o mejorado sus servicios en línea con la ley municipal, dijo Konygin, quien aclaró que el gobierno de la ciudad trabajará con la industria para encontrar trabajo a aquellos que lo perdieron a causa de los cambios.

El analista de Renaissance Capital, Pavel Mamai, vio la iniciativa del gobierno como algo positivo, logrando que el sector de juego sea más civilizado y maduro. La reacción de la industria del juego fue más apagada. "La necesidad de regular la industria se ha manifestado por sí sola," dijo Yevgeny Larchenko, gerente de marketing de St. Petersburg’s Premier casino club. Sin embargo, en vez de trabajar para que el negocio del juego tome la posición adecuada dentro de la sociedad, las autoridades han actuado en forma severa para obtener resultados en forma rápida”, dijo.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook