Edición Latinoamérica
18 de Julio de 2019

En la República Checa

Polémica por la inauguración en Praga un casino para niños

(República Checa).- La reciente habilitación de un casino infantil en la ciudad de Praga generó controversia en la sociedad checa, ya que muchos temen que lo que fue lanzado como una atracción más de un nuevo parque de diversiones pueda generar conductas ludópatas en los más chicos.

E

l primer casino para niños se ha inaugurado recientemente en Praga. El ambiente se parece a un verdadero salón de juego estilo Las Vegas, con muchas máquinas de apuestas electrónicas. El público principal está compuesto por niños en edad preescolar, quienes compran las fichas de casino (la compra mínima es de 40 fichas), cuyo costo es de cinco coronas cada una (aproximadamente 20 centavos de dólar).

El establecimiento, abierto en el marco de un parque de diversiones, cuenta además con el espacio de escalada más grande de toda la República Checa y una pared para alpinismo simulado. Sin embargo, estas dos son las menores atracciones para el público -y hasta generan menores ingresos- que el casino para niños.

Cuando los niños ganan en los juegos de apuestas reciben más fichas, que pueden volver a usar para apostar o bien para comprar juguetes. Actualmente, el premio mayor es una versión infantil de una motocicleta Harley Davidson, cuyo costo alcanza las 32.000 fichas.

La atracción, claramente inspirada en los grandes casinos de los Estados Unidos, arrastra opiniones controvertidas de padres y psicólogos. Muchos traen a sus hijos, junto con grandes grupos de amigos, para celebrar fiestas de cumpleaños. Otros hasta regresan al casino regularmente, trayendo también a sus niños. Sin embargo, hay quienes temen que el casino pueda hacer que los niños desarrollen problemas de juego. Básicamente, se teme que los niños generen conductas ludópatas que en su adultez conlleven problemas mayores.

El médico principal de la sala para el tratamiento de las adicciones del hospital psiquiátrico Prague-Bohnice, el psiquiatra Karel Nespor, hizo pública su oposición hacia el casino de niños, diciendo que si bien puede parecer inofensivo, aún así contiene apuestas, lo cual es ilegal para las personas menores de 18 años. Otros toman una postura menos drástica. El psicólogo Vaclav Mertin dijo no temer aunque tampoco apoyar al casino.

Vaclay afirma que debe recordarse que el futuro desarrollo de los niños depende de la educación paternal y de sus familias, insinuando que el casino por sí solo no puede ser la razón de los problemas de juego. El psicólogo aconsejó por ello a los padres supervisar a sus niños, y no preocuparse a menos que éstos comiencen a pasar todo su tiempo libre jugando en el casino.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook