Edición Latinoamérica
18 de Septiembre de 2019

El presidente de la República, Leonel Fernandez, devolvió la ley sin promulgar

La Ley de Casinos de República Dominicana será analizada nuevamente en el Congreso

(R.Dominicana).- El Presidente de República Dominicana, Leonel Fernández, devolvió sin promulgar al Congreso Nacional el proyecto de Ley de Casinos, para que sean examinados nuevamente algunos aspectos como son las posibilidades de acceso a menores, el horario de funcionamiento y su cercanía con establecimientos educativos de cualquier índole, hospitales e iglesias.

E

n un mensaje oficial dirigido al presidente de la Cámara de Diputados, Alfredo Pacheco, el mandatario expresó que dicho proyecto “ha generado serias críticas de la sociedad dominicana y no ha adoptado las previsiones necesarias para que esos establecimientos no se constituyan en factores criminógenos en el momento en que el gobierno ha puesto en marcha el Programa de Seguridad Democrática”.

“Las posibilidades de acceso de menores de edad a centros donde operan juegos de azar y de modo más específico las denominadas máquinas tragamonedas debieron ser objeto de la preocupación y previsiones de la ley reformadora, atendiendo a reclamos de instituciones públicas y privadas”, dice el mandatario.

Y afirmó que “el horario de los centros de juegos debe ser restringidos en vez de ampliarlo para mantener por lo menos el mismo horario para las jugadas de mesa”.

También señaló que “el proyecto debe establecer la necesidad de respetar la distancia entre los locales donde operan tragamonedas y establecimiento educativos de cualquier tipo donde permanezcan menores o funcionen iglesias y hospitales.

El presidente dominicano expresó que para completar ese aspecto, también procede que se precise con exactitud las características mínimas que deba tener el lugar donde se autorice la operación de tales salas para que las autoridades correspondientes puedan ejercer los controles necesarios para evitar que sea frecuentado por menores de edad.

En su mensaje rechaza además que se pretenda establecer un impuesto único fijo que rompe con principios de actualidad y sentido social como es la equidad tributaria, cuando en realidad lo que corresponde es constituir un régimen simplificado para el pago del impuesto sobre la renta, sin eximir al contribuyente del pago del Itebis, de las tasas y contribuciones especiales y de las fianzas cobradas por la emisión y renovación de las licencias para la operación de Casinos.

El ejecutivo también está en desacuerdo con algunas distorsiones como son la limitación de la capacidad tributaria al disponer mediante normas, las medidas convenientes para buenas administración y recaudación de los tributos porque el proyecto dispone que los impuestos sean pagados mensualmente en la oficina más cercana a los Casinos de juego.

Otra distorsión es que la indexación anual que se propone en el proyecto genera un régimen privilegiado que califica de inaceptable, por lo que el ajuste por inflación de los impuestos a que se refiere, debe ser por el ciento de la misma como se aplica a otros impuestos similares.

El presidente Fernández propone también que se rechace una disposición del artículo 8 en cuanto a que las bancas de apuestas deportivas pagarán por concepto de uso de las máquinas tragamonedas el 40% en relación al pago de los Casinos en sus diferentes modalidades porque consagraría un privilegio injustificado con respecto al impuesto a cargo de los Casinos.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook