Edición Latinoamérica
03 de Diciembre de 2020

Declaraciones de Francisco Javier Leiva

La Superintendencia de Casinos controlará fuertemente la proliferación de tragamonedas ilegales

(Chile).- La Superintendencia de Casinos de Juegos anunció que se investigará a los aparatos que están invadiendo las poblaciones para establecer si rayan en la ilegalidad o si efectivamente son de destrezas o habilidad.

E

l debate por la legalidad de las máquinas que cada día aparecen en varias regiones de Chile sigue creciendo. Y a la preocupación generalizada de algunos alcaldes y del público en general, se unió la inquietud del Superintendente de Casinos de Juegos, Francisco Leiva, quien anunció un estudio técnico sobre su funcionamiento de las mismas.

En su visita a la región de Coquimbo, el funcionario comentó detalles sobre la nueva ley de casinos y la efectividad de la institución que dirige.

"La ley que creó la Superintendencia da un marco normativo para toda la industria de casinos. Por lo tanto, todos los operadores, los actuales y los inversionistas que están postulando a proyectos, conocen un marco normativo homogéneo que vale desde Arica a Punta Arenas. Además, también fiscalizará el cumplimiento de las normas, por lo tanto desde el punto de vista de los inversionistas les da reglas claras y desde el punto de vista de los ciudadanos tendrán seguridad de que habrá un ente regulador que garantiza que las máquinas que juegan son de azar y que no están arregladas, y si ganan premios efectivamente lo pagarán”, aseguró Leiva.

En relación al resultado de la tarea fiscalizadora de los casinos existentes, Leiva aseguró: “Hay que partir reconociendo que los siete casinos que operan en el país son concesiones municipales, por lo tanto hay un contrato entre la municipalidad y el operador respectivo. La primera tarea de fiscalización fue recaudar los contratos y la segunda etapa es la verificación del cumplimiento de las obligaciones que están estipuladas en él”.

“El Código Penal -agregó el Superintendente de Casinos- indica que el juego de azar es ilegal salvo que exista una ley expresa que autorice un determinado juego. En el caso particular de las tragamonedas, sólo están autorizadas para que operen en un casino de juegos, por lo tanto la discrepancia que hay que dilucidar es si las máquinas que existen son de azar o no. Quienes las instalan han dicho que son máquinas de destrezas y habilidad. Es por ello que la tarea que nos corresponde es seleccionar a peritos para que hagan pruebas respecto a estas máquinas y si las pruebas muestran que son máquinas de azar, sería ilegal y se debería recurrir a la justicia, pero si se demuestran que son de destrezas no tendría problemas, pero sí deberían conseguir las respectivas patentes municipales”.

“Hemos recibido cuestionamientos generales de algunos alcaldes pidiendo el pronunciamiento de la Superintendencia y la respuesta que hemos dado es que recién la semana pasada se publicó la homologación del material de juego. Pero este reglamento me permitirá seleccionar laboratorio para que hagan pruebas respecto a estas máquinas y me informen. Si son máquinas de azar voy a recurrir a la justicia”, enfatizó Leiva.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook