Edición Latinoamérica
20 de Septiembre de 2019

En su competencia con el grupo Camarero

Puerto Rico: Codere confía en que prevalecerá su oferta por El Comandante

(Puerto Rico).- José Ignacio Cases, miembro de la junta de directores de Codere, sostuvo que está confiado en obtener la licencia de operación, sosteniendo que ya han aclarado, sin duda razonable, los rumores alegados en torno procesos en nuestras operaciones en el exterior.

V

oceros del grupo Codere, que aspira administrar las operaciones del hipódromo El Comandante, señalaron que están confiados en que durante el verano europeo se finalizarán los procesos mediante el cual se concederá la licencia de operación, por parte de la Junta Hípica. Tal acción, según la empresa, le permitirá dar paso a la estrategia de desarrollo de una industria que, a nivel mundial, va perdiendo terreno.

José Ignacio Cases, miembro de la junta de directores de Codere, sostuvo que está confiado en obtener la licencia de operación, sosteniendo que "hemos aclarado, sin duda razonable, los rumores en torno alegados procesos turbios en nuestras operaciones en el exterior". Aclaró que tales rumores no tienen base alguna, y se reafirmó en que "la investigación sobre nuestra organización, iniciada por la Junta Hípica, así lo sostendrá, eliminando el menor rastro de duda".

A ello agregó que su empresa llegó a la Isla a solicitud del dueño del Hipódromo El Comandante, quienes "prefieren a Codere porque mantenemos la mejor oferta".

Cases explicó que "ninguna de las otra propuestas están fundamentadas en estrategias efectivas y reales, ya que ninguna contempla pagar la deuda a los bonistas". Añadió que, por el contrario, "nuestra empresa asumirá un costo inicial, entre deuda y mejoras operacionales, de 137,6 millones de dólares". Dijo que "para hacer realidad el resurgir de la empresa, Puerto Rico tendrá un costo social, ya que será necesario la introducción de 4.000 terminales de videojuegos, que serán establecidos paulatinamente entre los primeros tres a cuatro años".

El ejecutivo aclaró que, "de no obtener la licencia, el Comandante no tiene la obligación de aceptar a ninguna otra compañía, lo que obligaría al poseedor de la licencia a construir un nuevo hipódromo". Sostuvo que "esto representaría la desaparición de la industria, ya que dicha construcción conllevaría unos tres años, tiempo que no se puede esperar".

La propuesta de Codere se traducirá, en un plazo de cinco años, en el pago total de la deuda (95,6 millones de dólares); el rescate de la industria hípica; más ingresos para el gobierno (de U$S 31 millones a U$S 58 millones); más ingresos para los dueños de caballos (de U$S 26 millones a U$S 54 millones); más empleos (6.322 en total); un sistema seguro y auditable; incremento en los premios (de U$S 132 millones a U$S 205 millones), y nuevas alternativas de entretenimiento.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook