Estados Unidos

Los votantes de Nueva Jersey dijeron que no a la expansión de los casinos

Además de elegir al presidente de los Estados Unidos, el electorado emitió su voto sobre una enmienda constitucional para autorizar la construcción de dos casinos fuera del condado de Atlantic City.
09-11-2016
Estados Unidos
Tiempo de lectura 1:24 min
Además de elegir al presidente de los Estados Unidos, el electorado emitió su voto sobre una enmienda constitucional para autorizar la construcción de dos casinos fuera del condado de Atlantic City.

En 2014 cerraron cuatro de los 12 casinos más importantes de Atlantic City. En respuesta al impacto económico para el estado, los legisladores plantearon en 2015 extender la construcción de dos casinos más allá del límite del Condado Atlantic. La Legislatura aprobó la propuesta en marzo de 2016, pero ayer el electorado votó en contra de la iniciativa, por lo que el juego seguirá siendo legal únicamente en Atlantic City.

¿Aprueba la modificación de la Constitución para permitir el juego de casino en dos condados más además de en este?”, fue la pregunta que los votantes debieron responder ayer mientras debían elegir a su próximo mandatario, que resultó ser Donald Trump.

“Cada casino se ubicaría en una ciudad que esté al menos a 72 millas de Atlantic City. La modificación permitiría a ciertas personas solicitar una licencia de casino”, se explicaba en la boleta, argumento que no convenció al electorado.

Pero no es la primera vez que los residentes del estado deciden sobre la industria. Un referéndum en 1976 determinó la legalización del juego de casino en Nueva Jersey, aunque únicamente se aprobó la construcción de salas de juego en los límites de Atlantic City.

Inicialmente existían dos proyectos de ley para la enmienda constitucional: El primero, presentado por el senador Steve Sweeney, planteaba que las nuevas salas fueran construidas y administradas por los mismos operadores de los casinos de Atlantic City. El otro plan, impulsado por el presidente de la Asamblea, Vincent Prieto, proponía que sólo un casino fuera operado por las compañías existentes.

Finalmente, el proyecto de ley aprobado en la legislatura establecía que las compañías de casino de Atlantic City tendrían la prioridad para hacer una oferta para administrar los nuevos casinos al norte del estado. Asimismo, indicaba que los operadores podían buscar inversionistas fuera de Nueva Jersey, pero estaban condicionados a tener el 51% de las salas. Además indicaba que la inversión inicial debía ser de 1.000 millones de dólares.

Deje un comentario:
Suscríbase a nuestro newsletter
Ingrese su email para recibir las últimas novedades
EVENTOS