Edición Latinoamérica
10 de Abril de 2021

Tras 76 días cerrados

Trabajadores de Valencia piden la reapertura de los establecimientos de juego

Trabajadores de Valencia piden la reapertura de los establecimientos de juego
El presidente de la Generalitat de Valencia, Ximo Puig, fue presionado por los trabajadores del sector del juego con el fin de una inmediata reapertura de los establecimientos.
España | 08/04/2021

Desde el gremio UTSAJU exigieron al presidente de la Generalitat de Valencia, Ximo Puig, la reapertura inmediata de los salones de juego luego de 76 días cerrados "sin justificación sanitaria alguna". Además, la concejala del Partido Popular Paula Llobet demandó a que se exima de impuestos al sector por el período en que estuvo inactivo. "Se tiene que ayudar a mantener los puestos de trabajo porque cuanto más tiempo estén cerrados más peligran las empresas", expresó.

L

a Unión de Trabajadores de Salones de Juego (UTSAJU) pidió al presidente de la Generalitat de Valencia, Ximo Puig, que permita la reapertura de los establecimientos después de 76 días cerrados "sin justificación sanitaria alguna".

El portavoz de UTSAJU, Vicente Contreras, manifestó su preocupación por el destino de los 2.500 empleados tras pasar dos meses sin trabajar y señaló que no se ha "acreditado que el cierre de los locales sea necesario e imprescindible para controlar la pandemia, teniendo en cuenta, además, que existen medidas restrictivas alternativas menos lesivas para los trabajadores y que servirían para conseguir la misma finalidad".

Además hizo hincapié, no sólo en las medidas que cada empresa toma, sino también en la absoluta trazabilidad que existe sobre los clientes en la industria, por los estrictos controles de ingresos.

“Son locales en los que no hay una gran concentración de personas y se pueden garantizar las distancias de seguridad, la ventilación y renovación del aire de los locales, la toma de temperatura, el uso de la mascarilla y la desinfección de las máquinas y mesas después de cada uso", explicó Contreras, quien además aseguró que "no se ha detectado ningún foco de contagio en las salas".

Por su parte, la concejala del Ayuntamiento de Valencia por el Partido Popular (PP) Paula Llobet, también defendió la reapertura. "La decisión de mantener cerrados los locales de juego no se basa en criterios técnicos. Antes del último cierre se llevaron a cabo inspecciones y se constató el cumplimiento de todos los protocolos", indicó.

"El Ayuntamiento de Valencia dispone de €97 millones en su cuenta con un superávit de €45", detalló Llobet, y razonó que si el sector no ha tenido actividad en este tiempo, no tendría por qué pagar impuestos. "Se tiene que ayudar a mantener los puestos de trabajo porque cuanto más tiempo estén cerrados más peligran las empresas", definió.

Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.