Edición Latinoamérica
22 de Septiembre de 2019

Un 16%

Cae la recaudación de la Junta de Control de Juegos de Panamá

Cae la recaudación de la Junta de Control de Juegos de Panamá
El Estado recibió U$S 10 millones menos provenientes de las apuestas y juegos de azar, según revela el último informe de la Junta de Control de Juegos (JCJ) del Ministerio de Economía y Finanzas.
Panamá | 07/09/2015

El Estado recibió U$S 10 millones menos provenientes de las apuestas y juegos de azar, según revela el último informe de la Junta de Control de Juegos (JCJ) del Ministerio de Economía y Finanzas.

D

e enero a julio de 2015, la JCJ recaudó un total de U$S 49,6 millones, lo que representa una disminución de U$S 9,4 millones (16%) que a igual periodo de 2014 cuando la entidad obtuvo de la chinguía unos U$S 59 millones.

Aunque pareciera que en Panamá disminuyó el apetito por las apuestas y los juegos de azar, la diferencia en el monto recaudado obedece al pago extraordinario o “derecho de llave” que recibió la JCJ durante el primer trimestre de 2014, cuando nuevos operarios ingresaron al negocio.

Sobre la base del último informe de la JCJ, el Estado obtuvo de los operadores y juegos de azar un pago en impuesto promedio de U$S 7 millones al mes. Los principales operadores en Panamá son Inversiones Pacífico 3000, ACN S.A., Multicasino S.A., Corporacion Group 7C, Dynamic Game Investments, Hotel Properties of Panamá, Sitros, Veneto Hotel & Casino y Cava Gaming.

Para Antonio Alfaro, presidente de Asociación de Administradores de Juegos de Azar (ASAJA), el negocio hoy día está flojo: “Antes la actividad se distribuía entre 40 operadores, pero ahora hay más salas de juegos y casinos operando en el país, lo que hace que los casinos tradicionales ya no registren las mismas ganancias o aporten a las arcas igual que antes, pues creció la competencia”.

“Algo que definitivamente está impactado en la actividad es el impuesto que empezó a regir, debido a que solo en su primer mes de vigencia, los miembros de la ASAJA, registraron unos U$S 3 millones menos sólo en las máquinas”, expresó. Y agregó que “hay un impacto directo al operador que se reflejará ante el Estado”.

El lunes, 22 de junio, entró en vigencia el la Ley 23 que establece el cobro obligatorio de 5,5% que se aplica a todo el retiro de efectivo que realizan los clientes de bingos, casinos, máquinas tragamonedas y apuestas deportivas.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook