Edición Latinoamérica
29 de Noviembre de 2020

A fines de 2008 estarán operando otros 15 establecimientos

Los casinos chilenos aportan hasta el 37% de presupuestos municipales

(Chile).- Los casinos de juego significan un gran aporte para las comunas que cuentan con ellos. Aunque las recaudaciones son dispares, y en el mejor de los casos alcanzan al 37% del presupuesto anual municipal.

E

sto último es lo que ocurre con el casino de Viña del Mar. Dicho aporte ($19.500 millones - U$S 41.998.708) representa 54 veces más de lo que recibe el municipio de Puerto Natales, casi 23 veces de lo que obtiene el de Puerto Varas, y 16 veces más de lo que captan Arica, Coquimbo y Pucón.

Las comunas afortunadas mantendrán su estatus hasta el año 2015, cuando terminen los plazos de las concesiones entregadas por los municipios. Desde entonces se regirán por la nueva Ley de Casinos.

La normativa no sólo autorizó la creación de locales de juego en todas las regiones, sino que también estableció que los recursos que generen deberán ser compartidos en partes iguales entre las municipalidades y los gobiernos regionales.

La idea detrás de esa modificación es que todas las comunas de cada región se beneficien de los altos ingresos que obtienen estos recintos.

Los aportes de los casinos han sido pactados entre los municipios y los concesionarios. De esta forma, en Arica el casino está obligado a pagar al municipio el 42% del ingreso neto en tragamonedas y el 27% del ingreso neto por mesa de juego, además de 36 UTM mensuales ($1,2 millones -U$S 2.584- , según el valor del presente mes) por el área de comedores.

En Coquimbo, el aporte corresponde al 20% de las ganancias netas mensuales. Originalmente, este monto estaba fijado en 32,5%, pero el destituido alcalde Pedro Velásquez gestionó la modificación en el porcentaje a cambio de $4 mil millones (U$S 8.615.120) que el concesionario pagó al municipio cuando firmaron la nueva concesión. Con esos fondos se pagaron deudas de arrastre.

En Viña del Mar corresponde a un porcentaje de más del 80 por ciento de las ganancias de las salas de juego y comedores.

En Pucón el trato es distinto ya que el concesionario debe pagar 25.000 UF anuales a todo evento, más el 10% de los ingresos en máquinas tragamonedas y salas de juego, y el ingreso de las personas al establecimiento (se cobran $500 -U$S 1,07 - por entrada). A raíz del incendio que afectó al recinto en 2007, el municipio dejó de percibir cerca de 400 millones de pesos (U$S 861.512).

En Puerto Varas, el casino entrega un porcentaje de las ganancias totales y un pago de patente que bordea los 29 millones de pesos (U$S 62.459). Lo mismo ocurre en Puerto Natales, donde el casino no es tan rentable como en las otras ciudades.

Si bien en todas las comunas los ingresos de los casinos no tienen un destino predeterminado, éstos han financiado grandes obras, como el edificio consistorial de Pucón o el Skate Park de Arica.

Se estima que los 15 nuevos casinos que deberán entrar en operaciones a fines de este año generarán en conjunto unos 267,4 millones de dólares en el primer año de operación, y que luego irán en aumento.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook