Edición Latinoamérica
18 de Agosto de 2019

Sin embargo, el fabricante de teléfonos inalámbricos defiende la posición de EE.UU.

Hop-on responde a la demanda sobre apuestas online de la Unión Europea

(Estados Unidos).- Hop-on, empresa desarrolladora de accesorios y teléfonos inalámbricos, respondió sin rodeos a las reivindicaciones del Comisario de Comercio de la Unión Europea, pronunciándose a favor de proteger la industria de la competencia extranjera y garantizar que los millones de dólares en impuestos permanezcan en Estados Unidos.

A

ntes de dirigirse a Capitol Hill para analizar el tema con los legisladores estadounidenses, el Comisario de Comercio de la Unión Europea, Peter Mandelson, ha comentado su opinión acerca de que Estados Unidos debería modificar una la ley sobre apuestas en Internet que impide a las empresas europeas ofrecer servicios en el mercado estadounidense.

Pero la empresa norteamericana Hop-on se rebela de manera acérrima contra estas alegaciones. Hop-on, a través de su presidente, Peter Michaels, se ha pronunciado a favor de proteger la industria de la competencia extranjera y garantizar que los millones de dólares en impuestos permanezcan en Estados Unidos.

Desde que el Congreso aprobara una ley de prohibición de apuestas online, las empresas de apuestas de la Unión Europea han reclamado aproximadamente U$S 100.000 millones de compensación por pérdidas al tener que abandonar el mercado estadounidense.

Como el único fabricante de móviles norteamericano que desarrolla en la actualidad software, así como licencias y regulaciones para apuestas online a través de teléfonos móviles, Hop-on, se está ocupando de satisfacer la demanda del mercado. Hop-on, aceptará las apuestas de países de la OMC para evitar la demanda de estos países a EE.UU. Al aceptar las apuestas, la firma podrá recuperar los millones de dólares en impuestos para el Gobierno norteamericano. Como empresa con sede en Estados Unidos, los ingresos beneficiarán a los intereses norteamericanos.

“Es escandaloso que los intereses extranjeros están intentando demandar a Norteamérica por más de $100.000 millones”, comenta Michaels de Hop-on, Inc. “Nuestro país no necesita que los extranjeros se beneficien, cuando Hop-on, Inc. ofrece los mejores servicios de apuestas por móviles, y que los ingresos se queden en nuestro país. Hop-on, aceptará las apuestas de países de la OMC tan pronto como sea posible, a la vez que continuará pagando impuestos como empresa norteamericana”.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook