Edición Latinoamérica
06 de Agosto de 2020

Declaraciones de Francisco Lastres Ferucci, ex Director de Juego de Perú

"Perú tiene que tener una nueva ley de juego, consensuada entre los operadores y el Estado"

(Perú).- Francisco Lastres, ex Director de Juego de Perú, dialogó en exclusiva con Yogonet.com sobre el actual funcionamiento y situación de las salas de juego en el país, y criticó la actual legislación que rige al sector.

D

urante el pasado mes de julio, las acciones de amparo que se utilizaban para mantener abiertas las puertas de las casas de juegos de azar en Perú dejaron de ser suficientes, porque el Congreso publicó una modificación al artículo 243 del Código Penal, el cual establece sanciones penales para los dueños de estos negocios. En la norma se sanciona el funcionamiento ilegal de juegos de casino y máquinas tragamonedas con penas privativas de la libertad de entre uno y cuatro años, a diferencia de la ley anterior que sólo establecía castigos administrativos para los infractores.

¿Se puede aplicar realmente este tipo reglamentación? ¿Cree que puede ser efectiva?

Por ahora puedo decir que ya casi ninguna sala está desprotegida, propiamente todas tienen autorización del ministerio o tienen acciones de amparo que las recubren para poder actuar. El operador que tiene una sala sin ninguna protección sería un tonto, porque la autoridad de casinos está fortísima para cerrar esas salas.

El 31 de diciembre de 2005 terminó el período establecido para que las salas de juego adhirieran al proceso de blanqueo y se enmarcaran dentro de las leyes vigentes.

Así es, el período de adecuación a la ley que tenían los operadores peruanos

¿Y cuál fue el resultado? ¿Se adhirieron muchas salas?

No, debido a que la valla que había que pasar era muy alta. Una valla con respecto a cumplir con las exigencias que la ley prescribía.

Entonces, al no poder cumplir con as exigencias a pesar de la buena cantidad de plazo que se les puso, todos se han ido prácticamente a la pseudo formalidad que es la acción de amparo, para estar protegidos y seguir operando.

Considero que el período de adecuación fue bueno, sí, pero la valla seguía estando muy alta, por lo tanto hasta ahora la realidad del juego peruano rebasa la norma, y por lo tanto la norma no refleja absolutamente nada. La norma es una valla tan grande que mejor que la tires a cualquier lado antes de que esté en vigencia. Lo que hay que hacer es un cambio de legislación, pero con una visión tanto empresarial como realista.

¿Cree posible que se implemente una nueva legislación a corto o mediano plazo?

Estoy optimista porque hay un nuevo Congreso y ya no está en ejercicio un congresista que es el que nos fregaba todo, un señor de apellido Montarés, quién era el que no-se-qué contra tenía contra el juego. Pero vamos a ver que gente nueva de los congresistas, que tienen buena voluntad y quieren sacar adelante una nueva ley, pero acorde a la realidad, y que no le cambien ni un punto ni una coma. ¿Por qué? Porque la ley hay que consensuarla entre los operadores y el Estado. Hay que decirle al Estado: “Yo quiero invertir acá, pero déjame trabajar, no me acogotes”.

¿Creé que hay voluntad de parte de los operadores de ingresar con estas leyes?

Si, creo que sí.

¿Hoy pagan impuestos las salas de juego acá en Perú?

Hay unas que si y otras que no, y eso lo sé no ya porque no esté en el cargo de director, sino por la propia prensa, que está tocando mucho este tema últimamente. Efectivamente, hay muchas empresas que no pagan el impuesto. Tengo entendido, aunque no te lo podría asegurar, que en la última sesión de la comisión permanente del Congreso que se fue, aprobaron una medida por la que el impuesto al juego quedaba derogado, y creaban una sobretasa al impuesto a la renta, para poder cobrar de mejor manera. Esta medida no permitiría aplicar en peso una acción de amparo, debido a que se trata de un impuesto a la renta. Que un operador vaya al Poder Judicial y le amparen contra el impuesto a la renta, es prácticamente imposible. Entonces, el impuesto al juego ya no lo van a poder evadir si es que esa norma sale adelante, y en eso creo que es positiva.

Hablemos un poco de su gestión ¿Ha quedado conforme con el proceso que le tocó dirigir?

Totalmente incorforme. En 100% inconforme, tanto dentro del aspecto personal, como dentro del aspecto profesional. La ley que tenemos es una ley que no deja actuar al funcionario.

El funcionario quiere hacer cumplir la ley, pero muchas veces duele aplicar la ley porque es una valla tan grande y hay gente tan buena, hay buenos inversionistas, hay gente que te muestra: “Mira mi sala, yo cumplo con esto, con esto y con esto”, pero las restricciones son a veces injustas, y no hay aliento de parte del Estado, no hay apoyo al operador. Al no haber eso, el funcionario -como yo- que quería aplicar la ley estaba amarrado de pies y manos y no podía dar una concesión de algo, porque inmediatamente cae contraloría o algo y, simplemente, ya no la puedes hacer.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?
  • Me gusta
    %
    0 votos
  • No lo he pensado
    %
    0 votos
  • No me gusta
    %
    0 votos
Deje un comentario
Suscripción al Newsletter
Suscríbete para recibir las últimas novedades
Ingrese una cuenta de email válida
Complete el captcha
Muchas gracias por haberte registrado a nuestro newsletter.
Seguinos en Facebook